COMPARTE

Dayrí Blanco|@DayriBlanco07

Los acuerdos ya dieron sus primeros frutos. Esta semana fue recibido el primer cargamento de insumos adquiridos a través del mecanismo de pago en bolívares a una transnacional que se encargó de la importación a tasa Dicom con lo que se pondrá en funcionamiento las líneas de producción de una empresa de útiles escolares en Carabobo.

La negociación se hizo con la inversión de 192 millones de bolívares que la fábrica Vepin, C.A., canceló a la comercializadora MYC, luego del trabajo que coordinó Fedeindustria en la región, a través de su presidente, Rodolfo Cibanik.

José Da Gama; presidente de Vepin, C.A., explicó que el cargamento que arribó consta de 11 toneladas de poliestileno cristal que permitirán la manufactura de 180 mil piezas entre reglas, transportadores y escuadras. El rango de cobertura del mercado de la firma no solo se limita a los comercios de la entidad sino que también cubre a zonas de oriente, los llanos y occidente del país con más de 145 comercios.

El representante de la empresa destacó que también están en conversaciones con el Banco Exterior y el ministerio de Comercio Exterior para retomar la manufactura en las líneas de creyones de cera y plastilina, para incursionar en las exportaciones y autofinanciar la producción.

Miguel Guerra, gerente de  la transnacional MYC, indicó que se mantienen acuerdos con fábricas de cauchos, químicos, aceros y plásticos. Para esos enlaces económicos que están bajo la misma modalidad, se estiman 650 millones de bolívares.

 

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.