COMPARTE

EFE

Dos goles de Arda Turan y otro de
Leo Messi sellaron la goleada del Barcelona ante el Sevilla en la vuelta de la
Supercopa de España (3-0) y dieron a los azulgranas el primer título de la
temporada,
el único que le faltaba a Luis Enrique como técnico del conjunto
catalán.

El preparador asturiano, ya había
ganado con el Barça dos Ligas, dos Copas del Rey, una Liga de Campeones, una
Supercopa de Europa y un Mundial de Clubes, y solo le falta el de hoy para
completar su palmarés, dos años después de aterrizar en el banquillo del Camp
Nou.

Logró hacerlo en una noche
relativamente plácida par sus hombres, porque el empuje visitante solo se hizo
notar los primeros minutos del choque, y con un once que registró seis cambios
respecto al partido de ida.

Con Iniesta y Mathieu lesionados
en la ida, Lucho puso en el campo a los cuatro fichajes de esta temporada
-mención especial para el partido de Umtiti y Digne- y dio descanso a algunos
ilustres de la vieja guardia como Piqué, Rakitic o Luis Suárez.

Sampaoli, obligado por las
numerosas bajas que ha ido acumulando el equipo en esta pretemporada, sobre
todo en la línea defensiva, también hizo varios cambios respecto al partido del
Sánchez Pizjuán y dejó en el banquillo la pólvora de Vitolo y Vietto, que
salieron mediada la segunda mitad.

Y es que, con la final casi
decidida tras el 0-2 del primer acto, ambos técnicos confeccionaron sus onces
pensando en el debut liguero del próximo sábado.

Aun así, el Sevilla arrancó mucho
mejor que el Barça. En cinco minutos, Ben Yedder obligó a lucirse a Bravo en
dos ocasiones, aunque su segundo remate -un cabezazo que el mata chileno desvió
al larguero- finalmente fue anulado por fuera de juego.

El conjunto andaluz salió a
buscar arriba a los azulgranas, a disputarle el balón, como le gusta a su nuevo
técnico. Hasta Mascherano, exigido por la presión visitante, casi se marca un
gol en propia puerta en una extraña cesión en los primeros compases del
encuentro.

Los nervios locales acabaron con
la primera aparición de Messi entre líneas para filtrar un pase de gol a Arda
Turan, que batió de tiro cruzado a Sergio Rico a los diez minutos de partido.

A partir de ahí, los de Luis
Enrique dominaron con comodidad. Messi a punto estuvo de hacer el segundo en un
disparo que rozó el palo tras recibir, de primeras, un balón de Aleix Vidal,
hoy el lateral derecho del equipo.

André Gomes tiró desviado desde
la frontal poco después. Pero el Sevilla resucitaría a la media hora, cuando el
colegiado señaló penalti después de que Umtiti rechazara con el brazo un
disparo de Correa.

Bravo adivinó la intención de
Iborra desde los once metros y evitó el empate. Si el chileno finalmente se va
al City, Guardiola se llevará un portero de total garantías en su asalto a la
Premier.

Los andaluces, lejos de
desanimarse por la evidente desventaja en el marcador (3-0 en el global de la
eliminatoria), siguieron mostrando un buen tono en el Camp Nou.

Sarabia lo probó de lejos, pero
su disparo, flojo y desviado, no inquietó a Bravo y, en la última jugada antes
del descanso, un remata en plancha de Mercado se estrelló en el travesaño.

Sin embargo, un golazo de Arda
desde 30 metros
al primer minuto de la reanudación dejó el título sentenciado.

El turco, que parece dispuesto a
redimirse en este inicio de curso de su primera decepcionante temporada en Can
Barça, a punto estuvo de hacer un triplete cuando Messi lo volvió a dejar solo
delante de Rico, pero esta vez su vaselina se marchó alta.

Un centro de Digne a los diez
minutos de la segunda mitad, lo cabeceó astutamente Messi en el segundo palo
para hacer el 3-0. Fue el primer tanto del astro argentino este inicio de
curso.

Ahí acabó el partido. Como si
fuera un amistoso de pretemporada, lo que vino después fue un partido carente
de ritmo, interrumpido ocasionalmente por los tres cambios que dispuso cada
equipo.

La nota negativa para los azulgranas fue la lesión, a diez minutos del
final, de Mascherano, que abandonó cojeando el terreno de juego dejando con
diez a su equipo. Una ocasión de Messi y otra de Vitolo fue el epílogo de la
Supercopa, la duodécima que se lleva el Barsa.

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.