COMPARTE

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, el pasado jueves amenazó
con ordenar apresar a aquellos afectados por el terremoto que pidieran ayuda a gritos o perdieran la calma. 

Durante su visita a la localidad de Esmeralda, el mandatario
realizó esta advertencia en 2 oportunidades ante el desespero de los
ciudadanos.

“Aquí nadie me pierde la calma, nadie grita o lo mando detenido, sea viejo, joven, hombre o mujer. Nadie me empieza a llorar o a quejárseme por cuestiones que falten, a no ser por seres queridos que hayan perdido”, dijo.

En distintas oportunidades, Correa ha mostrado una actitud
desafiante e insensible ante circunstancias adversas.


 

Con información de BBC Mundo

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.