COMPARTE

Nota de la Redacción: El siguiente es un trabajo del estudiante Kebin Arteaga, de la Escuela de comunicación Social de la Universidad Arturo Michelena, quien gentilmente la envió para su publicación.


A cinco meses del cierre del diario El Carabobeño, Marisela Paz, periodista y profesora universitaria, afirmó que no sólo se cerró un medio de comunicación pionero en el periodismo venezolano, sino también una ventana a la libertad y una gran fuente de trabajo.

“Mis sentimientos de dolor e impotencia se mantienen, igual que aquel 17 de marzo, cuando la última bobina de papel dejó de girar. El Carabobeño fue, es y seguirá siendo parte de la historia de Venezuela. Pasarán los años y muchos seguirán recordándolo, hasta el día en el que su versión impresa regrese”, manifestó.

Aseguró que la sociedad carabobeña no sólo le dio la espalda al periódico y a una gran cantidad de periodistas que quedaron desempleados, sino que también renunció a su derecho de estar informados. A su parecer, no se hizo lo suficiente para evitar que la edición impresa dejara de circular.

“Observo olvido e indiferencia en los carabobeños con respecto a esta situación, incluso en la Escuela de Comunicación Social de la Universidad Arturo Michelena, en donde pareciera que a los estudiantes y a algunos de mis colegas periodistas no les importara el cierre de un medio que ha defendido por tanto tiempo a la democracia”, expresó.

Según la periodista, el cierre de El Carabobeño tuvo tres impactos importantes en diferentes ámbitos: el primero de ellos fue la pérdida de una gran cantidad de empleos directos e indirectos; el segundo, el cercenamiento del derecho que tienen los ciudadanos a estar informados; y el tercero, la posibilidad que le quitaron a los periodistas de expresar sus opiniones e informar.

Además, hizo referencia a la reciente migración que hay de los medios tradicionales hacia los medios digitales pero, aclaró que estos tampoco se escapan de las amenazas y la censura promovidas por el actual Gobierno.

“Al parecer, el régimen del presidente Maduro quiere hacer lo que le da la gana con los medios de comunicación. No le importa los periodistas despedidos, no le importa si los periódicos tienen papel o no, no le importa otorgar nuevas concesiones, es por eso que los periodistas debemos estar aún más comprometidos con mantener vivo el periodismo en nuestro país”, agregó.

Insistió en que los estudiantes de Comunicación Social, como futuros periodistas, son quienes deben despertar y reclamar por sus derechos a informar y estar informados, porque cada día son más las puertas que se les están cerrando en el campo laboral.

“Hay que impedir que en Venezuela pase lo mismo que en Cuba, en donde hay un sólo periódico llamado Granma y alrededor de cinco emisoras, todas en defensa del régimen socialista-comunista de Fidel Castro. Es mi deber como comunicadora y docente crear conciencia en los estudiantes sobre esta situación”, indicó.

Paz advirtió que mientras continúe el Gobierno del presidente Nicolás Maduro, los medios de comunicación social, en cualquiera de sus plataformas, tienen un futuro incierto y están en peligro de desaparecer.

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.