COMPARTE

Jenny Sánchez Petit

Productores de papas de Carabobo tienen tres meses en espera de que el Gobierno nacional les cancele el arrime de la cosecha 2015/2016, por 30 mil bolívares.

Le están solicitando al ministro de agricultura, Wilmer Castro Soteldo, que le ordene al nuevo presidente del Fondo Nacional de Desarrollo Agrario Socialista (Fondas), la cancelación.

Aldemaro Ortega, directivo de la Federación Nacional de Productores de Papas y Hortalizas,  dijo que a pesar de que  cumplieron con el pago del financiamiento para asistir la siembra de papa, aún no les han cancelado la deuda que tienen con ellos.

Recordó que desde la instancia gubernamental se les prometió que en 15 días se les cancelaría el excedente por arrime de cosecha, pero aún nada que se hace efectivo.

Según el dirigente papero les urge ese dinero, ya que tienen que repotenciar maquinarias, comprar insumos para la siembra de invierno, tales como venenos, fertilizantes etc. “Nosotros también somos victimas de la inflación y lo que dejemos de comprar hoy, nos costara más caro el día de mañana. 20 productores esperamos por ese pago, que promedia en deuda  unos 30 mil bolívares, se haga pronto. Hemos hecho gestiones para cobrar el fruto del trabajo, de nuestro esfuerzo y sacrificio y siempre prometen que en 15 días.”

Ante las negativas y los continuos plazos, han recurrido al ministro Castro Soteldo, por esta vía y ordene el pago de inmediato, ya que están seguro que desconoce de esta deuda con los productores de papa de Carabobo, comentó Ortega.

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.