COMPARTE

EFE

Seguir una historia de amor en la
Torre Eiffel, descubrir el misterio de la bailarina del Palacio Garnier o ir en
busca de una enigmática dama por Montmartre es una forma diferente de descubrir
la capital francesa de la mano de actores que reencarnan personajes del pasado
parisino.

Los artistas reinventan los
circuitos guiados de forma inteligente, lúdica y original, haciendo que los
visitantes se integren en un universo paralelo mientras siguen historias de
personajes ficticios o reales, como el pintor Amedeo Modiglani o el artista
callejero Le Père Frédé.

“Visites Spectacles” y
“Cultiva” son dos de las compañías encargadas de promocionar este
tipo de propuestas, que cuentan con una larga lista de lugares insólitos.

La primera comenzó en 2009 su
iniciativa con la idea “de hacer visitas más dinámicas, graciosas con
hechos históricos, comedia, arte, baile, magia, creando algo muy completo y con
contenido para poder saborear y ver”, según comenta a Efe un
representante.

Una de ellas hace viajar a 1932
con el romance en la Torre Eiffel entre la joven estadounidense Lemony y el
aviador Antoine, interpretado por un actor que se transforma también en ciertos
momentos en mecánico o historiador.

“Me ha gustado mucho, sobre
todo cuando baila y canta para viajar en el tiempo. Ha sido muy divertido”
dijo a Efe Julien, un niño que ha llegado de Burdeos junto a sus padres.

Los giros del relato permiten
explorar el pasado de la torre y sus entrañas, como la particular sala de
maquinaria de los ascensores hidráulicos o el tejado del “Jules
Verne”, restaurante con una estrella Michelín.

A los aficionados de la pintura
se les ofrece descubrir cómo vivían en Montmatre Toulouse-Lautrec o Modigliani,
entre otros artistas, con la evolución de una historia perfectamente orquestada
que a ritmo de canciones y actuaciones va desde el Sacré Coeur hasta el Bateau
Lavoir, lugar de residencia y reunión de pintores y escritores.

La aventura empieza cuando el
guía busca el espíritu de la “Belle Gabrielle”, una mujer misteriosa
con la que se revelarán a todo el grupo leyendas y anécdotas del barrio bohemio
que vivió la “Belle Époque”.

Hay gente que incluso repite
experiencia, como Patrick Plat y su familia, que el año pasado recorrieron las
Galerías Cubiertas. “Montmartre es un barrio muy colorido que representa
la historia de muchos artistas. Verlo relatado con tanto humor y desde una
óptica teatral nos ha encantado”, dijo Plat a Efe.

Otra visita, como la de “El
perfume secreto de la Ópera”, transporta al espectador a la intimidad del
Palacio Garnier después de su cierre, cuando el espíritu de Selma Dagelsson,
célebre bailarina de los años treinta, aparece entre cortinas de terciopelo.

Una antigua bailarina convertida
en guía tras una trágica caída en la gran escalera de ese edificio recrea su
memoria, y contribuye a hacer de París una de las capitales más visitadas del
mundo, pese al impacto de los recientes atentados yihadistas.

Aunque algunas de esas visitas,
como la de los pasajes cubiertos, el barrio latino o el misterio del tren
“París Express” solo son en francés, sus organizadores, para hacer
frente a la demanda, prevén que el año que viene también estén disponibles en
inglés. 

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.