COMPARTE

Luis Alejandro Borrero | @LABC7

[email protected]

Misma dinámica. Los valores oficiales que publica la propia Compañía Anónima Hidrológica del Centro (Hidrocentro) demuestran la crisis sanitaria en la región central del país. El hierro en el agua que se distribuye a los estados Aragua, Carabobo y Cojedes está 54% por encima de la norma, advierte un comunicado de la Fundación Movimiento por la Calidad del Agua.

En muchos casos persiste el mal olor. Esto se debe a las altas concentraciones de materia orgánica en descomposición que hay en el agua que se distribuye por las tuberías. La Planta Potabilizadora Alejo Zuloaga, encargada de suministrar a Valencia, Naguanagua, Libertador, parte de San Diego y parte de Los Guayos, es incapaz de remover toda la materia orgánica. Los procesos de potabilización no se cumplen por la alta concentración de suciedad y el diseño de la planta. La Alejo Zuloaga es una planta convencional, destinada a tratar aguas superficiales —como la de un río—, pero en realidad recibe agua con alto contenido de cloacas.

Algunas mejoras por lluvias

A partir del 19 de abril se han registrado importantes lluvias. Esto ha mejorado la calidad del agua. Funciona como un efecto diluyente de los malos olores y sabores que percibe la ciudadanía al abrir los grifos, apunta la fundación. Pero eso no significa que se esté lejos de un agua con óptima calidad: FMPCA reseña que los parámetros de color, turbidez y aluminio están fuera de lo permitido, según las Normas Sanitarias de Calidad del Agua Potable, vigentes desde 1999.

El informe oficial de Hidrocentro demuestra que el embalse Pao-Cachinche está lleno. De hecho, para el lunes presentaba 19 centímetros de alivio, es decir, rebose. El agua se está yendo por acción de la gravedad hacia el embalse Pao-La Balsa, en Cojedes. Este último es el encargado de suministrar agua para Aragua, a través del Sistema Regional del Centro II.

En tiempos de lluvia el embalse de Guataparo será clave. El reservorio de agua, con capacidad aproximada de 20 millones de metros cúbicos, se utiliza como un banco de ahorro. Allí el agua es muy limpia. Hidrocentro aprovecha para, en tiempos de sequía, mezclar el agua del también llamado dique de Guataparo con la del embalse Pao-Cachinche. Esto ayuda a diluir considerablemente la materia orgánica y otros agentes peligrosos, según la FMPCA. “Se debe almacenar la mayor cantidad de agua posible en el embalse de Guataparo”, recomienda el comunicado firmado por Manuel Pérez Rodríguez, director ejecutivo de la Organización No Gubernamental.

 

Dique de Guataparo debe ser llenado para ahorrar agua fresca. (Foto:Saúl Zerpa)

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.