COMPARTE

Dayrí Blanco|@DayriBlanco07

Ronnie Villasmil recuerda sus primeros días de guardia y sabe que las cosas no están bien. Su estreno como residente en el área de cirugía general de la Ciudad Hospitalaria Enrique Tejera (CHET) estaba cargado de jornadas intensas de hasta 20 intervenciones quirúrgicas diarias. En su más reciente guardia, que cumplió el domingo de 5 junio, ese número se vio reducido a cinco, lo que es igual a 75% menos operaciones realizadas en el centro de salud más importante de la región, cifra que desmiente el incremento de más de 400% en las cirugías que ha promocionado el gobernador Francisco Ameliach.

“Eso es mentira”, dijo sin titubear el doctor, quien conoce de cerca la realidad en la que 50% de los quirófanos prometidos no funciona. De las 12 salas quirúrgicas que hay en el área de adultos solo seis están operativos, pero cada vez a más baja capacidad por falta de insumos elementales.

En días normales era habitual realizar hasta tres operaciones planificadas, eso mermó a una y las consecuencias son fatales con listas de espera cada vez más largas y la salud de los pacientes comprometida, como la del hijo de la enfermera Aida Herrera, quien espera por una cirugía desde el 18 de abril, previo diagnóstico de tórax excavado. Y hay quienes tienen más de tres meses aguardando por su turno.

(Foto: Saúl Zerpa)

Requerimientos para ser operado

La lista es larga. En un récipe médico familiares de los pacientes tienen anotada la serie de requerimientos vitales para que la cirugía sea posible. Lo mínimo que piden los especialistas son ocho gasas, dos batas quirúrgicas, compresas, kit de laparoscopia que cuesta 25 mil bolívares, seis soluciones fisiológicas, cuatro tipos de sutura y cruces de la sangre.

Hay necesidades más específicas como la patología del hijo de Aida, quien tuvo que comprar la vía venosa central, conexión en Y, Pleurovac, 2000 CC de solución 0,9%, tres batas de cirujano, kit para paciente, cuatro suturas Vycril, cera de hueso y una ampolla de Anprolene. Aún con todos los requerimientos en mano y la fecha ya fijada para la mañana de este lunes el procedimiento no se realizó: fue omitido sorpresivamente para incluir el de otro con influencias en el lugar.

Villasmil aseguró que la crisis es tan severa que  no hay ni analgésicos, kit de laparatomia que es para vestir la camilla para que no haya contaminación, ni hay reactivos en los laboratorios que solo prestan el servicio en estrictas emergencias.

Julio García, presidente del Colegio de Enfermeros de la región, detalló que se trata de un problema de recursos. “No hay presupuesto”. Y cada día la situación se agudiza con nuevas fallas como el colapso del sistema de aires acondicionados de la Unidad de Cuidados Intensivos, ocurrida el pasado fin de semana.

(Foto: Saúl Zerpa)

Protesta

Con motivos de sobra médicos y enfermeros se unieron en horas del mediodía del lunes para protestar en las puertas del área de cirugía de la CHET desde donde partieron hasta la avenida principal en las puertas del hospital para manifestarle a la colectividad la serie de problemas que se viven a diario en el lugar.

“Queremos atenderlos a todos pero no tenemos con qué” se leía en una de las pancartas con la que se desarrolló la actividad que fue apoyada porque quienes transitaban por la zona.

(Foto: Saúl Zerpa)

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.