COMPARTE

EFE

La policía francesa lanzó gases lacrimógenos
a los pies de la Torre Eiffel para frenar a un gran número de seguidores que
intentaban acceder sin autorización a la zona de hinchas

habilitada para seguir la final de la Eurocopa entre Portugal y Francia.

Las fuerzas de seguridad terminaron enviando un cañón de agua a presión para
intentar parar a los citados hinchas, que quemaron
contenedores y produjeron destrozos junto a la parisina plaza de Trocadero.

Las autoridades habían reforzado la seguridad con 6.800 agentes de policía y
gendarmería tanto en las zonas de hinchas, como en el Estadio de Francia, en
los Campos Elíseos y en el transporte público de la capital francesa.

La policía había advertido horas antes del inicio del partido, a las 21.00 hora
local (19.00 GMT) de que el aforo de la
“fan-zone” parisina estaba completo.

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.