COMPARTE

AFP

De pie frente al mostrador de la perfumería donde trabaja en Petare, Eidis lamenta que no hay casi nada para ofrecer al cliente. Pero los bachaqueros en la calle, a pocos pasos del negocio, tienen todo. “Es una mafia”, asegura.

“El cliente pregunta por champú, jabón o pasta
de dientes y le tenemos que decir: ‘no hay’. Sale a la calle y allí sí hay.
¡Claro!, tienes que pagarles lo que pidan”, dice a la AFP Eidis Alquerque,
de 31 años.

La redoma de
Petare se convirtió en los últimos años en un mercado callejero donde los
caraqueños consiguen, con sobreprecios de entre 1.000% y 4.000%, mercancías
desaparecidas
en supermercados y otros comercios formales.

Aunque Petare sigue siendo el lugar donde se
consigue lo que no hay en el resto de Caracas, ni siquiera allí se encuentra hoy la variedad de meses pasados. A
artículos de higiene personal y un puñado de paquetes de alimentos escasos se
limitaba la oferta durante un recorrido de la AFP.

“La niña necesita leche de fórmula. No
hay”, comentó María Dorreigo, quien cargaba en brazos a su pequeña de 2
años. Ella evita, dice, comprarle a los
“bachaqueros” “porque todo sale demasiado caro”
. Son
“el último recurso”, agregó.

Una botella de champú, etiquetada con precio de
36,92 bolívares, se vende en Petare a 1.500 bolívares.

Esto
no era así antes. Tiene como dos años así
“, dice Alquerque sobre la
cantidad de revendedores que afecta a los comerciantes de la zona.

Exhibiendo artículos de higiene en el piso, un bachaquero,
que prefiere no revelar su nombre, cuenta a AFP: “¿Cómo fijamos precio? Nos traen mercancía y nosotros le ponemos 300, 400
o 500 bolívares de más
“. Fue una plática breve, frenada en seco cuando
una mujer que vendía a su lado otros productos le lanzó una mirada de reproche.

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.