COMPARTE

Dayrí Blanco|@DayriBlanco07

Es una fórmula matemática. Sin materia prima no hay productividad, y sin
ésta se reduce la mano de obra. En Cervecería Polar es una realidad latente.
Ahí aún no se habla de despidos, sino de suspensión laboral como una figura
legal que se le aplicó a parte del personal, mientras se les autorizan las
divisas necesarias para la compra de insumos en una gestión controlada por el
Gobierno, lo que lo convierte en único responsable de la situación.

La cantidad de materia prima disponible determina la operatividad en las
líneas de producción. Si los inventarios están bajos, en la misma proporción
disminuye la manufactura y el trabajo de la nómina de la firma. Pedro Leal,
supervisor comercial agencia de distribución La Guacamaya, lo sabe. Él también
estuvo suspendido por dos meses. Su reincorporación se dio junto a la de otros
compañeros en un proceso que ha ocurrido de manera progresiva.

Lo que Leal no entiende es por qué a otras empresas, incluso a la
competencia de Polar, sí se les da la oportunidad de acceder al sistema
cambiario
. “Nosotros solo pedimos que nos dejen trabajar en paz”, expresó
durante la concentración que hicieron trabajadores de plantas de alimentos,
refrescos y cervecería de la firma en la Inspectoría César Pipo Arteaga de
Valencia, donde entregaron un documento para exigir el cese de las acciones
arbitrarias en contra de los trabajadores de la compañía
: “No se pueden
escudar en la teoría del reenganche porque la empresa no ha despedido a nadie”.

Casi a diario se recibe la visita de comisiones mixtas del Gobierno en
diferentes sedes de Polar. “Han sido muchas. Ya perdimos la cuenta”, dijo
Carolina Carrero, analista de operaciones comerciales de agencia La Quizanda,
quien aseguró que durante las inspecciones se agrede verbalmente al personal
e incluso ya se han contabilizado nueve detenciones arbitrarias entre las
plantas de San Joaquín, Cagua y Marigüitar.

El 29 de abril se apagaron las líneas de producción en Los Cortijos,
Modelo, Oriente y San Joaquín, los cuatro centros de producción de Cervecería
Polar del país. El 6 de julio se reactivaron en 80% solo las ubicadas en
Carabobo y Zulia. La cebada malteada que se adquirió con el préstamo de 35
millones de dólares no alcanzó para más. La actividad no se ha normalizado en
las 83 agencias de distribución del país ni en las plantas. Solo será posible
con la asignación de divisas que se requieren para pagarle a los proveedores
internacionales. El control lo tiene el Gobierno.

 

(Fotos Luis Cabrera)

ID: 756685/756683/756682

 

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.