COMPARTE

Luis Alejandro Borrero|@LABC7

El camino hacia el referéndum revocatorio en Carabobo empezó con la firma de Basil Diamanti. Tiene 85 años y desde las 8:00 a.m. hacía cola. Fue el primero en levantarse de la silla plástica blanca cuando los activistas dieron el visto bueno. La recolección de firmas fue, como en todo el país, masiva. Y la convicción de Diamanti, única: “Esto se tiene que acabar”, dijo cuando se le preguntó ¿Por qué lo hacía?

Para las 2:05 p.m. en Carabobo ya se había recolectado casi la totalidad de firmas requeridas por el 1% del Registro Electoral (RE) de la región. Juan Miguel Matheus, diputado de la Asamblea Nacional por Primero Justicia, confirmó la noticia: 14 mil rúbricas en 3,2 horas. Significó que 69 carabobeños firmaron por minuto, más de cuatro mil 600 por hora. Se necesitaban 15 mil 479, y el récord se hizo en el primer día, en menos de la mitad del tiempo.

Desde temprano había premura. La gente llegó al principal punto de recolección primero que los partidos. Cuando Un Nuevo Tiempo (UNT) terminaba de armar el primero de los toldos, a las 9:32 a.m., ya la gente estaba en la esquina del Tijerazo. Se comenzaron a formar las colas de tercera edad, votantes en el municipio y votantes que no fueran de Valencia. Marilyn Martino, diputada por Cuentas Claras, explicaba que las personas de municipios foráneos al punto de recolección tendrían sus planillas aparte para mayor organización. El sudor le caía por las mejillas, su gorra estaba húmeda por el trajín.

Pero había disfrute. Magaly Ávila lo suscribió. “Esta sí es una cola sabrosa, no como la de Jacqueline Farías”. A las 10:29, caminando desde la avenida Bolívar de Valencia hacia el Tijerazo, Pancho Pérez Lugo, dirigente de UNT, traía en sus manos por lo que muchos ya estaban aplaudiendo y pidiendo con impaciencia, “¡queremos firmar!”. Lugo alzaba las planillas diciendo: “Las tenemos”. Entonces comenzó el proceso. La firma de Diamanti se estampó a las 10:43 a.m.

También hubo lágrimas. Ávlia es docente jubilada. No encuentra las pastillas para su hipertensión hace dos meses. Contaba a El Carabobeño que mientras firmaba, su hijo estaba en Caracas. Otro que estaba haciendo el tan famoso trámite de apostillar el título: tiene pensado irse del país. La mujer lo contaba con lágrimas. “Esto no se soporta, mi hijo se va porque no hay futuro para mi nieta. ¿Quieres más motivos para firmar?”.

La gente tuvo que firmar dos planillas. Una con el membrete del Consejo Nacional Electoral (CNE). Otra para el control interno de los partidos, en este caso de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD). En la primera los recaudos de forma que pedía el Poder Electoral: nombre, apellido, cédula de identidad, domicilio, firma y huella dactilar. En la segunda otros datos como teléfono y correo electrónico. “Le estamos jugando adelantado al CNE”, explicaba una de las voluntarias. Porque cuando se inicie la fase 2 del revocatorio, es decir, recoger el 20% del RE, los firmantes ya estarían ubicados para autenticar sus firmas. Recoger firmas de nuevo sería más sencillo.

Lea también: 12 claves para firmar solicitud de revocatorio contra Maduro (Infografía)

La de la esquina del Tijerazo no era la única cola este miércoles. En Naguanagua también había puntos activados, al igual que en San Diego. Aunque se tenía previsto que solo hubiera un punto de recolección hasta mediodía, por una contingencia (cantidad de gente) se extendió a otros municipios desde temprano, indicó el diputado por Primero Justicia Marco Bozo. “Estuvimos hasta las 3:00 a.m. imprimiendo planillas”.

Una luz de conciencia.

Para Alejandro Feo La Cruz, alcalde de Naguanagua y recién incorporado a Voluntad Popular, al CNE y los poderes públicos controlados por el Gobierno se les avecina un cambio. “No pueden detener la voluntad de un pueblo cuando ha decidido cambiar”. Aprovechó para rechazar los disturbios generados por fallas de electricidad y alimentos. “En Venezuela cabemos todos, somos importantes”. Llamó a la calma, paz y reconciliación frente a los intentos de saqueos. “El referéndum sí lo vamos a lograr. No hacemos nada trancando vías y haciéndole daño a los demás”.

En Carabobo se firmó también por los que no pueden. Con su timidez de siempre, allí estaba entre la multitud: Yamile Saleh. Ella no firmaba solo por sí misma, sino por su hijo, Lorent Saleh, recluido en los sótanos del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin). “Estoy feliz, firmé por mi hijo, por Gabriel Valles, por El Carabobeño”. El pueblo quiere un nuevo presidente y eso se logra votando. Los presos políticos, que lucharon en la calle contra el régimen, esperan por quienes están puertas afuera de los calabozos, dijo.

Ese cambio es urgente. Para los jóvenes no hay oportunidades. “¿Cómo un Gobierno decreta días no laborables? Aquí hay que trabajar para producir”, comentó Luis Calatayud, quien tiene a la mayoría de sus amigos fuera del país. El joven también estuvo en la cola con la misma convicción que Diamanti, quien le lleva más de 50 años. “Tenemos que salir de este Gobierno corrupto y déspota. Por eso firmo”. Medio siglo unido por una misma idea: cambio.

55 mil firmas el primer día

En el estado Carabobo hay un millón 577 mil 933 electores inscritos. Para activar el referendo revocatorio eran necesarias 15.479 rúbricas, pero de acuerdo con Armando Amengual, secretario general de Primero Justicia en la región, pasadas las 8:00 de la noche habían reunido más de 55 mil firmas, con puntos aún abiertos en varios municipios. La meta fue triplicada en solo un día.

Para este jueves los puntos de recolección seguirán abiertos desde las 8:00 de la mañana hasta las 6:00 de la tarde, aspiran llegar a 100 mil rúbricas.

El secretario general de Primero Justicia en Carabobo resaltó que la jornada fue de entusiasmo y esperanza, en la cual la consciencia ciudadana tomó protagonismo. “En primer lugar se nota que las personas saben el poder que tienen entre sus manos. “El CNE debe valorar la actitud pacífica de la ciudadanía, que a su vez se muestra desesperada por llegar a una solución a esta crisis”.

No hubo ningún tipo de irregularidad en ninguno de los puntos. En cuanto al aporte de los partidos, Amengual detalló que se desarrolló un espíritu unitario.

Con información de Sara Pacheco


MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.