COMPARTE

 

 

Ella es una vorágine. Una fuerza irrefrenable. Sí, su cuerpo, su peculiar voz, su cabello “finito” encendido de fuego muestran su consabida veteranía, pero Tania Sarabia es aún jovencísima a sus 69 años. Y tiene 40 años en el oficio de la actuación, pero aún conserva intacta la pasión de los inicios.

Su vivacidad reconoce el cansancio y lo anuncia como una suerte de excusa. “Ay chica estoy bien pero muy cansada. Este fin de semana fue de funciones con la obra, “El hombre de la Mancha”, un espectáculo hermoso pero que desgasta muchísimo, así que hoy no valgo nada”, agrega y suelta una carcajada. Parece que la risa le ayuda a espantar la debilidad.

Y es que Tania está acostumbrada a trabajar y no parar. Comenzó en 1976 en “Acto Cultural” de José Ignacio Cabrujas y desde entonces, no se ha detenido. Dedicó infinitos años a las novelas en RCTV y Venevisión para dejar personajes como Primitiva Pérez en “La vida entera” y Mamasanta en “Cosita Rica”.

Fue la primera venezolana en atreverse a montar un monólogo “Que me llamen loca” y en teatro son infinitas las piezas que la han convocado. “Ese humor que es el amor”, “Tía Chucha”, “Pero tenemos Tania”, ahora “El Hombre de la Macha” y monólogos escritos y dirigidos por ella como “La costilla de Adán estaba piche” y “Mosca con la salud”, una pieza aleccionadora que la trae a Valencia este 15 de octubre, al teatro Dr. Alfredo Celis Pérez, para alertar sobre la importancia de escuchar al cuerpo.

Ella ha creado una simbiosis entre actuación y la labor social, desde que hace 10 años padeciera un cáncer de mama que luchó y venció. Desde entonces, su arte está también al servicio de obras como las emprendidas por Senos Ayuda y Funcamama en Valencia.

 

-Escribiste “Mosca con la salud” ¿Se puede actuar, educar y reír al mismo tiempo?

-Yo hablo desde mi experiencia personal, sobre lo importante que es la salud, eso sí, con mucho humor, con bastantes anécdotas personales. Sé que puedes tener todo el dinero o el prestigio pero si no tienes salud, estás “ponchao” en una cama viendo “pal techo”. La gente que vive amargada o con odio a la larga se enferma porque se va auto-envenenando. Creo que funciona tener una vida más calmada y dar amor. Yo actúo pero aprovecho para llevar un mensaje bien claro a la gente, para que estén pilas.

 

-Hablas de llevar la vida con calma ¿fue tu lección después de la enfermedad?

-Después del cáncer sientes que la vida te cambia. Uno valora cosas que antes no. Ya no te recreas solo en tu yo personal sino que aprendes a ser más solidario y generoso con los demás y a hacer las cosas con propósito. Como actuar, por ejemplo.

 

-¿Sientes que desde la enfermedad tu actuación está al servicio de informar, concienciar y orientar a las personas?

-¡Bueno nada es tan tajante! Pero sí estás más claro en las cosas que quieres y lo que para ti funciona en la profesión. Qué quieres darle a la gente. Ese factor influye porque decides qué hacer y qué no en la carrera.

 

-¿Poner tanto amor en la actuación y hacer reír te mantiene saludable?

-Creo que el trabajo nos tiene que hacer bien porque lo amamos. Eso se convierte en salud mental y física. ¿Cómo no voy a estar feliz de subir a un escenario y estar en varios proyectos? Saber qué es lo que quiero en mi trabajo me reconcilia con la vida.

 

-¿Crees que lo venezolanos podemos convertir veneno en medicina con toda la crisis que estamos viviendo?

-Cada venezolano tiene que poner su grano de arena. Tenemos que salir de este gobierno que nos está martirizando, que nos ha hecho tanto daño, pero cada uno, dentro de su área, necesita hacer cosas maravillosas. Tenemos que ponernos en positivo y echarle pichón.

 

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.