"La libertad de uno es la alegría de todos. La libertad de todos es posible con la lucha, el trabajo y el esfuerzo", expresó Torrealba. (Foto cortesía)
COMPARTE

El secretario ejecutivo de Mesa de la Unidad Democrática, Jesús “Chuo” Torrealba se pronunció este miércoles en contra de la sentencia del Tribunal supremo de justicia (TSJ), que prohíbe las manifestaciones que alteren el orden público, pues estas pretenden dar un “barniz” de legalidad a la criminalización de la protesta.

Comunicado Completo

A juicio del secretario ejecutivo de la Unidad Democrática, Jesús Chuo Torrealba, la decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) que prohíbe las manifestaciones que alteren el orden público,  pretende dar un “barniz” de legalidad a la criminalización de la protesta.

“Emite una sentencia que prácticamente pretende amordazar y amarrar al país. Emite una sentencia que prohíbe la convocatoria, ya no la realización, de protestas ciudadanas,  protestas populares”, apuntó este miércoles Torrealba en su programa radial La Fuerza es la Unión, donde también se refirió al caso de empleados públicos que han sido despedidos por el gobierno por firmar a favor del referendo revocatorio presidencial, a quienes llamó “héroes civiles”.

El vocero de la Unidad Democrática manifestó que el referido fallo del TSJ es abiertamente inconstitucional y  subrayó que “no hay nada” por encima de la Carta Magna, que garantiza a los venezolanos la manifestación pacífica, el derecho a la libertad de tránsito y a la expresión libre.

Agregó que el accionante, el Procurador General encargado, Reinaldo Muñoz, no reúne los extremos de ley para ocupar ese cargo.

“Eso tiene una sola explicación: miedo. Miedo de la burocracia al pueblo, miedo de la cúpula corrupta al pueblo. A esa práctica, que ya la han venido haciendo, la criminalización de la protesta, la judicialización de la protesta, ahora quieren darle un barniz legal con una sentencia del TSJ”, señaló.

Insistió en que eso no será freno para la protesta. “La verdad verdadera es que esto va mucho más allá de una agresión a la oposición política. Esto va mucho más allá de una agresión a los diputados o a los dirigentes de la oposición. Esto es contra el pueblo, porque lo que aquí lo que viene es candela, es enea. ¿Y a qué me refiero cuando digo que lo que viene va a ser muy duro? Me refiero al desastre económico del gobierno”, agregó.

Calificó como “una actitud, absurda loca, suicida”  el intento del gobierno  de “adelantar la Navidad” para aplacar la protesta. “En su inmensa ignorancia de lo que está pasando en el país, de lo que está pasando en los sectores populares, creen que adelantar la Navidad, si eso fuera posible, va a narcotizar la protesta, a tapar la protesta”, señaló al tiempo que indicó que el efecto es contrario  pues la población no podrá sufragar los gastos tradicionales para estas fiestas, lo que va a generar “frustración, rabia y molestia”.

Respaldó las declaraciones emitidas por monseñor Baltazar Porras, arzobispo de Mérida,  que será  investido como cardenal  el sábado por el Papa, quien señaló que la iglesia siempre ha estado del lado de la gente  y que la situación de Venezuela es grave, pues “se ha destruido bueno que había antes”.  También el prelado rechazó que este sistema ha querido “calcar en buena parte el régimen cubano”.

“Esta es la voz de la la iglesia, esta es la voz de la Conferencia Episcopal Venezolana, esta es la voz del Vaticano. Una voz de solidaridad plena con la lucha del pueblo venezolano por sus derechos, su democracia, su libertad”, agregó Torrealba.

Unidad

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.