Jesús Aguilar tuvo una jornada histórica con dos jonrones y siete fletadas./Foto: AFP
COMPARTE

Varios venezolanos fueron noticia la noche del viernes en las Grandes Ligas pero ninguno tuvo el impacto de Jesús Aguilar. El inicialista de los Cerveceros tuvo una jornada histórica al sonar par de cuadrangulares (incluido un grand slam) y remolcar siete rayitas para ser la figura principal en el triunfo de Milwaukee sobre los Yanquis 9 a 4.

Aguilar, quien luego de tres campañas de muchos sinsabores con los Indios de Cleveland pasó a los “lupulosos” esta campaña, comienza ya a mostrar sus dotes ofensivos y a rendir dividendos. El viernes fue el mejor ejemplo de ello, luego de que el jugador de 27 años eclipsara a los “Mulos” en el propio Yankee Stadium con su poder al mandar par de pelotas a las gradas, la segunda de ellas con las bases llenas para romper un empate en el séptimo capítulo que terminó de enrumbar la ganancia de su equipo luego de lidiar con varios pecados a la defensiva.

Luego de su estelar actuación, Aguilar obviamente expresó a los medios su complacencia pero precisamente el hecho de haber ganado fue el elemento que más peso dio en sus palabras,  “Soy un hombre muy, muy feliz”, dijo Aguilar a través del traductor Carlos Brizuela. “Estoy feliz de haber empatado el récord, pero estoy muy contento de que hayamos ganado, siempre y cuando sigamos ganando … Lo más importante es que volvimos (de los errores) y mantuvimos el enfoque”.

A nivel personal, el nativo de Maracay logró el primer vuelacerca con la casa llena de su carrera, su primer choque multi-jonrones y también impuso un nuevo tope de remolcadas con siete, una cifra que además le sirvió para empatar el récord de la franquicia de Milwaukee con Ryan Braun.

El primer bambinazo del criollo fue de dos carreras ante el abridor de Nueva York, Jordan Montgomery, también produjo otra con elevado de sacrificio frente a Tyler Webb antes de propinar el golpe crucial en el séptimo ante Tyler Clippard a quien “pescó” una recta de 91 millas en conteo de 3-2  para depositarla más allá de la barda por el jardín central.

 

 

Ese segundo estacazo del venezolano (su noveno de la campaña) estuvo calculado en 424 pies de acuerdo a Statcast.

El slugger aragüeño también recibió elogios tras su descollante performance, “Es un novato que puede hacer este tipo de cosas, pero se siente como un bateador con experiencia”, dijo Craig Counsell, manager de los Cerveceros. “Se prepara como los profesionales y tiene un plan, sabe lo que puede y no puede hacer, es un bateador muy maduro cuando entra en la caja”, agregó el estratega.

Fue una jornada redonda para Aguilar y los suyos, pues con la octava victoria en nueve partidos, los Cerveceros (49-40) se colocaron nueve partidos por encima de .500 por primera vez esta temporada y permanecen 4.5 partidos por delante de los Cachorros de segundo lugar en la Liga Nacional Central.

Los Yankees perdieron por 17ta vez en 23 juegos.

 

 

 

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.