El conjunto andaluz sacó un empate para sellar su boleto a la fase de grupos./Foto: EFE
COMPARTE

El Sevilla, el Nápoles, el Celtic, el Maribor y el Olympicos, salieron airosos de sus respectivos duelos de la última ronda previa de la Champions League y estarán en la fase de grupos que quedará configurada el próximo jueves, en el sorteo de Mónaco.

Cinco de las diez vacantes para definir el cartel del torneo quedaron resueltas este martes. La sesión careció de sobresaltos. Y los favoritos terminaron por sacar adelante los enfrentamientos.

El Sevilla, sin embargo, aseguró su presencia por tercer año seguido en la máxima competición continental con más apuros de los previstos. Tras ganar en la ida 1-2 al Estambul Basaksehir sufrió hasta el último momento para verse en la competición. No pasó del empate (2-2) en el estadio Sánchez Pizjuán. Y a un minuto del final, Emre Belozoglu estrelló un tiro de falta en la madera con Sergio Rico batido. El gol hubiera clasificado al conjunto otomano y eliminado al español.

Y es que el cuadro turco puso en problemas a su rival desde el inicio. Se adelantó en el marcador con el gol del holandés Eljero Elia en el 17. El Sevilla dio la vuelta a la situación en la segunda parte por medio de Sergio Escudero, que logró el empate, y del francés Wissam Ben Yedder, que puso por delante al cuadro local en el último cuarto de hora.

Pero el gol del bosnio Edin Visca en el 82 llevaron el miedo al cuerpo del Sevilla, que sufrió hasta el final.

Igual que el Sevilla selló el pase el Nápoles, que volvió a ganar al Niza a domicilio (0-2). El equipo italiano fue muy superior al francés, que nuca confió en la remontada.

José Callejón y Lorenzo Insigne subrayaron el pase del combinado transalpino. El Niza disputará la Liga Europa.

También se clasificó el Olympiacos, que dejó resuelto el asunto con el gol del alemán Marko Marin en el 25. El Rijeka careció de argumentos para dar la vuelta a la situación.

El Maribor, con un gol de Mitja Viler al cuarto de hora, cumplió su objetivo beneficiado por el gol que anotó en Israel, donde ganó el Hapoel Beer Sheva por 2-1. El cuadro hebreo pagó la falta de gol y se quedó al margen del torneo.

El Celtic fue el primero en lograr la clasificación. El campeón de Escocia perdió en Kazajistán contra el Astana (4-3), pero la renta de la ida (5-0), había dejado sentenciada la eliminatoria.

Un autogol del noruego Kristoffer VassbakkAjer puso por delante al Astana aunque el inglés Scott Sinclair logró el empate a la media hora.

El Astana confió en el milagro cuando Serikzhan Muzhikov, el ghanés y un doblete Patrick Twumasi pusieron el 4-1 en el marcador con veinte minutos todavía por delante. El Celtic resolvió la situación gracias al francés Olivier Ntcham y a Leigh Griffiths que pusieron el 4-3 final y deshicieron el sueño kazajo.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.