(Foto cortesía)

La Asamblea Nacional (AN), aprobó hoy un informe en el que responsabiliza al Gobierno de Nicolás Maduro por el desabastecimiento de gasolina en el país petrolero y su incidencia en la situación social y económica que atraviesa la nación.

“Rechazar la mala práctica de desabastecimiento de la gasolina en el territorio nacional, cuya responsabilidad recae directamente en el Ejecutivo nacional y en la empresa Petróleos de Venezuela S.A., (Pdvsa), ya que tal actividad se encuentra reservada al Estado”, reza el texto del acuerdo por la AN.

Durante la última semana los venezolanos han tenido que hacer largas colas para verter combustible a sus vehículos, una situación que Efe pudo constatar en al menos 10 gasolineras en distintas zonas de Caracas.

La Cámara acordó exigir al Ejecutivo, a través del Ministerio de Petróleo y de la estatal Pdvsa, el cumplimiento de su obligación legal de garantizar la eficiencia en la distribución de combustible y evitar su interrupción en todo el territorio nacional.

Asimismo se pide al Gobierno formular políticas públicas y estudios de mercado que permitan la buena marcha en las actividades de suministro, almacenamiento, transporte, distribución y expendio de los productos, actividades necesarias para apalancar el progreso y desarrollo integral del país.

El diputado opositor Luis Aquiles Moreno, presidente de la Comisión de Energía y Petróleo de la Cámara, dijo que en el país quedan solo seis refinerías operativas a 30 % de (su) capacidad.

Moreno afirmó que tanto Pdvsa como el Ministerio de Energía no dan explicación y piden paciencia mientras la gasolina la contrabandean en la frontera.

El parlamentario Jorge Millán, “desde 2011 se importaron 9 mil millones de dólares en gasolina para compensar la falta de producción y la incapacidad de Pdvsa”, mientras el diputado Luis Stefanelli aseveró que el problema de desabastecimiento continuará dado que Pdvsa ya no tiene capacidad financiera.

“Lo poco de gasolina que se produce en el país requiere de aditivos que ya no se producen y deben importarse”, agregó Stefanelli.

El parlamentario Elías Matta resaltó que el problema de escasez de combustible no es nuevo debido a que, dijo, la crisis ya tenía dos años en los estados fronterizos, pero ahora el problema es nacional.

Venezuela y Colombia comparten una porosa frontera de 2.219 kilómetros en la que existe una fuerte actividad de contrabando de todo tipo de productos.

En sus estados fronterizos con Colombia y Brasil, Venezuela vende el combustible a través de un chip que permite identificar a los locales de los turistas.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.