(Foto archivo)

Delsa Solórzano, diputada a la Asamblea Nacional y presidente de la comisión de Política Interior, declaró que las condiciones en que observaron, la noche del viernes, al diputado Juan Requesens es de “espanto y horror”. “El régimen ha puesto de manifiesto al mundo de lo que es capaz de hacer, si creíamos que habíamos suficiente abusos, pues no, estamos convencidos de que no habíamos visto todo”.

En un audio publicado por la diputada, a eso de este viernes a las 11:43 minutos de la noche, en que se disculpa colocarlo a esa hora luego de una larga jornada que comprendió la visita al diputado Juan Requesens, manifiesta que claramente es evidente la ausencia absoluta de la democracia. “No fue una confesión, porque no contó con la presencia de sus abogados, se trata de un secuestrado, que muestra signos visibles de anormalidad, por la que solicitamos exámenes forenses y toxicológicos, para saber cuáles son las causas de su estado, es notorio que no se podía valía de sus facultades y no podía sostenerse por si mismo”.

Se trata de un secuestro por la policía política del Estado; “se le ha violado su inmunidad parlamentaria. Es un golpe de Estado a la Asamblea Nacional, y no nos callaremos nunca”, denunció la diputada Solórzano, al advertir que el trato hacia el diputado Requesens ha sido cruel e inhumano, en un estado de secuestro y aislamiento, porque no ha podido ser visto por sus familiares y abogado..

Citó una frase del libro Los juristas del horror”, que narra el testimonio de un funcionario que fue acusado por la Gestapo, cuando la II Guerra Mundial que Cuando se preguntó por qué firmó una confesión al que fue obligado, expresó “que bajo las circunstancias habría firmado cualquier cosa, incluso su propia sentencia de muerte”.

Por ello, ante un pueblo desposeído, sin comida ni medicamento, les recordó que nunca estarán solos; “Desde la Asamblea Nacional haremos justicia para que se rescate la democracia”




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.