COMPARTE

La gente entraba y salía de la oficina. Viajar en temporada siempre era una opción y la oficina de María Gabriela Arteaga siempre estaba llena. Hasta 40 paquetes turísticos para Carnaval se vendían en la agencia de viajes para la que trabaja. Pero este año todo es diferente. Pocos se han acercado a pedir presupuesto y solo dos familias han pagado por cuatro noches en Margarita. 

Se trata de una caída de 95% que no es exclusiva de esa empresa. Angelina García, presidenta de la Cámara de Turismo de Carabobo, señaló que es una situación que se replica en las 25 compañías del sector en el estado. Solo dos aviones de lunes a miércoles y tres de jueves a domingo hay disponibles para viajar a Porlamar desde la región. Esto es igual a una capacidad de asientos que va de 220 a 330 al día. 

En 2014 salían entre el aeropuerto Arturo Michelena y el Bartolomé Salom de Puerto Cabello 14 vuelos diarios a Margarita, el destino nacional más solicitado en temporadas altas, el año pasado partían siete. 

Canaima en 400 mil bolívares

Los precios también han incidido. Un paquete para una familia de tres personas por cuatro días en un hotel todo incluido en la isla es ofrecido en 300 mil bolívares. “También hay muchos casos este año de personas que solo compran sus boletos en 11 mil 500 bolívares y se quedan en casa de familiares o conocidos”, explicó García.

La imposibilidad presupuestaria de viajar a Porlamar ha provocado que la mirada se dirija a otros destinos. Se han vendido pasajes hacia Puerto Ordaz, Mérida, Barcelona y Puerto La Cruz. Pero son viajes simples que no pueden ser considerados turísticos al no incluir servicio de hotel. Canaima también está descartado. Por persona un paquete de dos noches no baja de 400 mil bolívares. 

Las opciones en las costas de Falcón también se han reducido. A los problemas de insumos se sumó la deficiencia de agua, por lo que las piscinas de muchas posadas y hoteles están inoperativas, además de fallas en la electricidad. 

Negocio sin rentabilidad

Las agencias de viaje solo ganan el 6% de lo que venden por cada boleto de avión. El resto deben cancelarlo a las líneas aéreas. Es un protocolo establecido desde el 1° de febrero bajo el Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras. (DB) 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.