COMPARTE

Gerardo Rangel Sánchez

Los martes y viernes son los días en los que llega agua a la vía El Paíto, sin embargo, no dura mucho en los hogares pues se pierde por las roturas en las tuberías. 

En el barrio Las Brisas hay un bote de aguas blancas. A diario se pierde miles de litros. “Antes había un hidrante y las personas agarraban agua”, comentó Oscar Peña, quien tiene su barbería frente a la fuga. “Es lamentable. Esto tiene más de 10 años”. Con el tiempo quitaron el hidrante y el tubo se dañó por la antigüedad, agregó Peña. Detalló que la avería es en la tubería matriz. 

La situación se repite cerca de la entrada del barrio José Leonardo Chirinos, donde el agua forma una especie de pantano. A pesar de que algunas comunidades reciben el líquido de pozos profundos, la mayoría está fuera de servicio, lo que agrava el panorama. Frente al Patio y Talleres del Metro el agua se filtra a través de la acera. “Los días que llega el líquido la avenida colapsa, pues inunda todo”, lamentó una vecina que no quiso dar su nombre. 

Los desagües y drenajes de la avenida están tapados con basura y tierra, lo que genera que el agua corra libremente por la calle desde las comunidades Luis Herrera, Democracia y El Impacto. “Es triste que se pierda el agua, con la falta que  hace en esta zona”, sostuvo Daniel Chirinos, habitante de Las Flores. 

El clamor de los vecinos y comerciantes de esta vía del sur es que cambien las tuberías para poder contar con una mejor calidad de vida.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.