COMPARTE


Real Madrid y Atlético arreglaron el desastroso inicio español. (Foto EFE)

EFE

Una aparición providencial del francés Karim Benzema desatascó y rescató al Real Madrid, que consiguió una sufrida victoria en el estadio del Ludogorets búlgaro (1-2), en una jornada en la que el turco Arda Turan impulsó al Atlético de Madrid con un tanto frente al Juventus que vale tres puntos de relumbrón.

Real Madrid y Atlético arreglaron el desastroso inicio español de la segunda jornada de la Liga de Campeones que se inició con las derrotas del Barcelona y del Athletic frente a París Saint Germain y BATE Borisov, respectivamente. Merengues y rojiblancos consiguieron ganar, pero con sufrimiento. No fue fácil.

En Bulgaria, ante un equipo que ascendió a base de millones hace pocos años desde las ligas regionales hasta la Primera División de su país, el Real Madrid, vigente campeón de Europa, mostró alguna carencia que apagó Benzema con su salida desde el banquillo en la segunda parte.

El cuadro de Carlo Ancelotti mostró un esquema partido, con Asier Illarramendi como chico para todo utilizado para apagar los incendios que crearon sus compañeros de ataque, poco solidarios para bajar a defender. El equipo blanco, partido, sufrió mucho e incluso se puso por detrás en el marcador con otro gol a balón parado, de córner, obra del brasileño Marcelinho.

La diferencia de presupuesto y de historial fue suficiente para que el Real Madrid consiguiera tener ocasiones. Era obligado.

Cristiano, que primero falló un penalti, marcó el segundo que intentó para empatar el duelo. Ya en la segunda parte, la salida de Benzema por el mexicano Javier “Chicharito” Hernández dio otro aire a los blancos.

La movilidad del francés fue fundamental. Y también su acierto. Hizo el segundo y dio la victoria a sus compañeros.

Los blancos suman seis puntos de seis, tres más que el Liverpool y el Basilea, que se enfrentaron en Suiza con victoria de los segundos. El cuadro inglés cedió 2-0 y da ventaja al Real Madrid, líder indiscutible del grupo B.

El Atlético se dio otra de las alegrías de la noche de la mano de Arda Turan. En un partido duro, físico y sin casi ocasiones, el equipo del técnico argentino Diego Simeone consiguió sacar oro de una de las pocas oportunidades de las que disfrutaron los rojiblancos frente al Juventus.

El centrocampista turco apareció al final de la segunda parte para dar la primera victoria al Atlético, que perdió la primera jornada 3-2 ante el Olympiacos griego, y, ya de paso, rescatar las opciones de avanzar a los octavos de final. Su tanto, tras un pase de Juanfran Torres, impulsó al Atlético.

Además, se vio beneficiado por el otro resultado de su grupo, el A, en el que el Malmoe ganó 2-0 al Olympiacos de Míchel. La próxima jornada arrancará de cero para todos, que tendrán tres puntos en el casillero y las mismas opciones de seguir en la competición.

También sobresalió el Arsenal, otro de los equipos que cogió aire después de brillar ante el Galatasaray en el Emirates Stadium. Los hombres de Arsene Wenger, después de perder contra el Borussia de Dortmund en la primera jornada, necesitaban una victoria para no perder de vista las dos plazas que dan el pase a los octavos de final.

El cuadro londinense no falló y ganó con una goleada (4-1) dirigida por Danny Welbeck, que hizo tres de los cuatro goles de su equipo, el último de muy bella factura tras superar al portero uruguayo Fernando Muslera con una bonita vaselina.

Tras el francés Thierry Henry y el danés Nicklas Bendtner, Welbeck es el tercer jugador del Arsenal que consigue hacer un triplete en el formato Liga de Campeones. El chileno Alexis Sánchez firmó el otro gol del Arsenal y el conjunto londinense consiguió sus tres primeros puntos.

En el mismo grupo, el D, el Dortmund también se unió al Arsenal en una jornada en la que ganaron los favoritos. La escuadra germana se deshizo del Anderlecht con el mono de trabajo. Sin mucho brillo, ganó 0-3 con tantos de Ciro Immobile, que abrió el marcador muy pronto, en el minuto 3, y del colombiano Adrián Ramos, que lo cerró en el segundo periodo con un doblete. El Dortmund es líder indiscutible con pleno de victorias.

Y en el C, la situación se complica para el Benfica. Tenía un encuentro clave, ante el Bayer Leverkusen, en el que ambos necesitaban ganar después de sufrir sendas derrotas en la primera jornada ante Zenit y Mónaco, respectivamente.

Los alemanes se llevaron los tres puntos, con una victoria por 3-1, en la que el surcoreano Heung-Ming Son marcó un buen gol tras un disparo que mandó a la escuadra de la portería del Benfica.

Los germanos se colocan por detrás de Zenit de San Petersburgo y Mónaco, que empataron 0-0 en Rusia en un duelo con pocas ocasiones.

Sólo brilló el francés Jérémy Toulalan en la escuadra monegasca, pero no fue suficiente para que los tres puntos volaran hacia el Principado. Sin embargo, es líder del grupo junto al Zenit. Los dos tienen cuatro puntos.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.





Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.