COMPARTE


(Foto Archivo)

Reuters

Los principales líderes de la oposición venezolana instaron el martes al Gobierno socialista a investigar los reportes del diario Wall Street Journal que señalan que altos funcionarios estarían involucrados en tráfico de cocaína y lavado de dinero.

El periódico estadounidense dijo el lunes que autoridades de Estados Unidos están investigando al poderoso presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, y a otros altos funcionarios por supuestamente traficar drogas.

“El Gobierno debería investigar las denuncias sobre narcotráfico en contra de altos funcionarios. Son denuncias graves en las que se presume que nuestro país sirve de puente para el narcotráfico”, dijo el líder de la oposición Henrique Capriles durante un acto público.

“Ellos se la pasan diciendo que controlan este delito (…) Puro cuento”, agregó el dos veces candidato presidencial.

El Gobierno del presidente Nicolás Maduro no ha reaccionado públicamente a las informaciones del Wall Street Journal, que fueron reproducidas ampliamente por la prensa internacional. Tampoco a Reuters le fue posible obtener comentarios.

Bañada por el Caribe y el Atlántico y a medio camino entre Colombia -el segundo mayor productor de cocaína- y Estados Unidos -el mayor consumidor-, los narcotraficantes han convertido a Venezuela en punto de partida para gran parte de la droga que es despachada a Norteamérica y Europa.

La facilidad con que toneladas de cocaína son movidas a través de los puertos y aeropuertos de Venezuela ha llevado a expertos a asegurar que los traficantes lograron corromper a las fuerzas castrenses.

Sin embargo, el Gobierno niega que sus fuerzas militares, como institución, hayan sido seducidas por los cárteles, aunque reconoce la existencia de “manzanas podridas”.

Otros líderes opositores, como la defenestrada diputada María Corina Machado, también hicieron eco de la denuncia.

Durante años, la oposición y funcionarios de Estados Unidos han acusado de lavado de dinero y narcotráfico a los gobiernos del fallecido Hugo Chávez y de su sucesor Nicolás Maduro.

Pero las autoridades en Caracas han desestimado las denuncias como parte de una campaña de Washington para poner fin a 16 años de gobierno socialista en el país miembro de la OPEP.

El periódico español ABC dijo en enero que un ex miembro del equipo de seguridad de Cabello había huido de Venezuela para luego acusarlo ante las autoridades de Estados Unidos de ser el líder de una red de narcotráfico.

En respuesta, Cabello, el segundo en importancia en el gobernante Partido Socialista Unido (PSUV), presentó una demanda por difamación contra 22 personas vinculadas a tres medios de comunicación que difundieron la historia del ABC.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.