EFE

 El caso de la jueza
María Lourdes Afiuni y los supuestos malos tratos que sufrió en prisión
enfrentaron este martes a la delegación venezolana que compareció ante el
Comité de Derechos Humanos de la ONU con los expertos que la forman.

Venezuela se sometió este lunes y martes al escrutinio del Comité de
Derechos Humanos de Naciones Unidas.

Durante su intervención, el experto Nigel Rodley, reconocido
jurista, criticó “la clara negación de la jefa de la delegación sobre los
malos tratos sufridos por la juez Afiuni”.

“Me parece que este comportamiento no es consistente
con el cargo de fiscal general ni con las normas de la ONU”, agregó
Rodley.

El experto se refería a los comentarios la víspera de la
fiscal general de Venezuela, y jefa de la delegación, Luisa Ortega Díaz, quien
negó que Afiuni hubiera padecido abusos durante el tiempo que pasó en prisión.

María Lourdes Afiuni fue detenida en diciembre de 2009 por
poner en libertad a un empresario crítico con el Gobierno que ya había cumplido
en prisión preventiva.

La magistrada fue acusada después de que el entonces
presidente venezolano Hugo Chávez (1999-2013) la llamara “bandida” y
pidiera para ella la máxima pena de prisión.

Hasta ahora su juicio no se ha celebrado y sigue sometida a
medidas restrictivas de libertad, situación que ha sido criticada en reiteradas
ocasiones por múltiples órganos de Naciones Unidas.

Afiuni ha denunciado en reiteradas ocasiones que durante el
tiempo de reclusión fue violada y abusada sexualmente.

“Ella misma, a través de sus abogados, confirmó ayer
mismo, que sufrió abusos psicológicos y físicos, incluido violación y asalto
sexual, estoy sorprendido porque la delegación lo niegue”, agregó Rodley.

Cuando fue el turno de respuesta, Ortega lamentó “el
modo en el que algunos miembros han abordado el diálogo” y acusó al Comité
de “ser un tribunal”.

“Lamentamos que este foro se convierta en un espacio
para difundir sus verdades subjetivas, muchas de ellas falsedades o sustentadas
en información no válida”, acusó Ortega.

Dicho esto, la fiscal general indicó que la juez fue
“procesada por corrupción, abuso de autoridad, y fomento a la evasión”,
e insistió en que en Venezuela se respetan los Derechos Humanos de todos los
ciudadanos.

Ante esta acusación, el presidente del Comité, Favián Omar
Salvioli, tuvo que intervenir y recordar que los miembros del Comité tienen el
mismo respeto por Venezuela que por el resto de países que se someten a su
escrutinio.

“Tal vez como hace 15 años que no participan en el
examen han perdido la habitualidad de cómo es el diálogo con todos los
países”, afirmó Salvioli.

Amnistía Internacional o Human Rights Watch han denunciando
las irregularidades del caso de Afiuni, y las nefastas repercusiones que ha
tenido, dado el miedo de fiscales y magistrado a acusar o sentenciar en contra
de los deseos del Gobierno por temor a las represalias contra su persona.

El experto Konstantine Vardzekashivi denunció la alta tasa
de eventualidad entre fiscales y jueces, lo que hace cuestionarse sobre su
independencia.

Por otra parte, el experto Yuval Shany pidió explicaciones a
la delegación sobre la libertad de expresión en el país, sobre la norma que
permite retirar concesiones de radio y televisión bajo el argumento de que las
emisiones son contrarias al interés público, y sobre la multa a Globovisión.

El encargado de responder fue el director de la Comisión
Nacional de Telecomunicaciones, William Castillo, quien dijo que la multa a
Globovisión estuvo justificada por su “manipulación de la realidad”,
y que este era el único caso en que se ha impuesto una multa a un medio de los
26 expedientes abiertos en la última década.

“En Venezuela nunca antes ha habido tanta libertad de
expresión”, concluyó Castillo.

Tras acusaciones de parcialidad y politización del Comité,
Salvioli tuvo que intervenir de nuevo y dijo “que de ninguna manera este
Comité está politizado ni nado que se le parezca”.

Por su parte, Olivier de Frouville indicó: “Si se nos
acusa de complot al Comité no quiero pensar lo que les pasa a los nacionales
que critican al Gobierno”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.