COMPARTE

EFE

El
censo integral con el que el Gobierno quiere registrar las actividades
económicas y a la población de la zona fronteriza occidental del Táchira, en la
que el presidente Nicolás Maduro decretó un estado de excepción el pasado
viernes, comenzará finalmente el jueves.

A pesar de que se anunció que su arranque tendría lugar el miércoles en los 6 municipios donde se suspendieron las garantías, las autoridades venezolanas revelaron que los encargados de llevar a cabo el registro se desplegarán por esta área fronteriza desde el jueves.

“Ya
mañana (jueves) se despliegan los equipos (…) para comenzar con un censo
integral, un registro donde (…) vamos a abordar lo económico productivo, a ir
por todas las fábricas, por todas las empresas, por los comercios para conocer
la realidad”, informó el vicepresidente de 
Venezuela, Jorge
Arreaza, desde una fábrica en Táchira.

El
calificado por el jefe del Ejecutivo como “censo integral”, recordó
Arreaza que se activa debido a que “necesitamos saber quiénes somos”
y aseguró que sus responsables serán “muy rigurosos”, pero
“siempre bajo la constitución y las leyes” venezolanas.

El
ministro de Planificación, Ricardo Menéndez, quien acompañó a Arreaza, señaló
que en este registro se hará inventario de “absolutamente todos los
factores que se encuentran específicamente en la zona” en estado de
excepción.

Un censo
del ámbito económico y productivo al que se sumarán “todas las parcelas
(…) todas las viviendas, todos los hogares”, agregó el también
vicepresidente para el Área de Gestión y Desarrollo Territorial.

Con la
puesta en marcha de este registro, el Gobierno venezolano activa otra medida
más en la lucha que mantiene contra el paramilitarismo, contrabando y crimen
que, asegura, tiene infestado este paso fronterizo y que este miércoles sumó un
nuevo detenido.

El mismo
Arreaza informó más temprano de la detención de un supuesto jefe paramilitar
colombiano de 19 años y que, según el vicepresidente, se dedicaba al
contrabando de extracción y al que le fueron incautadas una granada, municiones
y drogas.

“Sepan
los paramilitares colombianos, y si hubiere venezolanos, les quedan dos
opciones: o serán capturados y pueden morir en combate al enfrentarse con
nuestra FANB, o deben entregarse entonces ante las autoridades”, advirtió
Arreaza.

El
detenido, Diego Armando Muentes Burgos, añade su nombre a la lista de poco más
de una docena de supuestos paramilitares detenidos en la zona desde que se
activó el estado de excepción.

La
oposición por su parte reiteró que la intención de las medidas de Maduro en la
zona fronteriza son “un intento del Gobierno de (…) crear una situación
de perturbación que pudiera dar pie a suspender, posponer elecciones”,
dijo el secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Jesús
Torrealaba, en alusión a las parlamentarias de diciembre.

Por su
parte Fedecámaras, mediante su presidente Fernando Martínez, advirtió del impacto
severo de las medidas aunque consideró “prematuro” y “difícil de
predecir” la cifra de pérdidas en la zona por las mismas.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.