COMPARTE


“No tengo detalles pero sé que se entregó ante las autoridades colombianas”. (Foto Archivo)

dpa

La ex jefa de los servicios secretos colombianos María del Pilar Hurtado, acusada de espionaje y que estuvo asilada en Panamá durante varios años, se entregó hoy a las autoridades y ya está en su país para responder ante la Justicia, según informó su abogado Jaime Camacho.

Después de que la Interpol emitiera este viernes una circular roja en su contra, Hurtado decidió presentarse voluntariamente ante las autoridades en Panamá y posteriormente viajó en la madrugada de hoy en una avioneta de la Policía Nacional hacia Bogotá.

Camacho confirmó en diálogo con la emisora RCN Radio que la ex directora del Departamento Administrativo de Seguridad (DAS, servicio secreto) “se presentó ante las autoridades colombianas debido a que en Panamá se le agotaron las posibilidades de permanecer legalmente”.

“No tengo detalles pero sé que se entregó ante las autoridades colombianas allá y ya fue trasladada a Bogotá. Ella no tenía ninguna posibilidad de quedarse en Panamá, luego se sometió a la ley, porque ella siempre ha querido estar dentro de la ley y cuando ya se le agotaron esas posibilidades pues se entregó”, indicó el abogado.

Hurtado, quien es acusada de haber participado en un caso de espionaje a magistrados, periodistas y políticos, asistió en la tarde de hoy a la audiencia de legalización de captua en el Tribunal Superior de Bogotá, ubicado a pocos pasos del búnker de la Fiscalía en donde permanecerá recluida hasta que se defina la prisión a la que sería trasladada.

El gobierno panameño indicó a través de un comunicado que ese país “garantizó en todo momento el estricto cumplimiento de las normativas vigentes para situaciones como la presente”.

En el texto, la Cancillería y el Ministerio de Seguridad Pública de Panamá detallaron que “Hurtado hizo contacto con Migración, se entregó y se notificó de la resolución de expulsión” del país sudamericano debido a que carecía de un estatus migratorio regular.

“En la madrugada de este 31 de enero, Hurtado fue entregada a las autoridades colombianas en el Aeropuerto Internacional de Tocumen y salió en un avión del gobierno colombiano custodiada por dichas autoridades con destino a Colombia”, agregó.

Los cargos contra la ex funcionaria incluyen concierto para delinquir agravado, peculado por apropiación, falsedad ideológica en documento público, violación ilícita de comunicaciones agravada y abuso de función pública, y podrían sumar hasta 15 años de prisión.

Tras el escándalo por las escuchas, Hurtado huyó en 2010 a Panamá, donde la administración del ex presidente Ricardo Martinelli le concedió el asilo, que fue revocado por la Corte Suprema de Justicia de ese país a mediados del año pasado.

El espionaje se conoció en 2009, cuando una revista reveló que el DAS, un organismo que dependía directamente de la Presidencia, incurrió en interceptación de comunicaciones y seguimientos de personas que criticaban al gobierno de Álvaro Uribe (2002-2010).

Varios ex funcionarios del DAS, que fue desmantelado por el gobierno del presidente Juan Manuel Santos a raíz de los escándalos, han sido condenados por este caso.

Las víctimas del espionaje celebraron la entrega y mostraron su confianza en que Hurtado brinde información sobre la forma en que se realizaron las escuchas ilegales desde el DAS.

“Sobre todo que (Hurtado) pueda entregar a las autoridades información sobre cómo operaba este aparato criminal desde el DAS y en específico sobre las órdenes que recibía del ex presidente Uribe”, dijo a la emisora Caracol Radio el senador izquierdista Iván Cepeda. De su parte, el ex mandatario y ahora senador Uribe reaccionó y calificó el hecho como una “clara persecución política de Santos”. “Esta es una clara persecución política de Santos, de sectores afectos con la guerrilla y sectores extremo izquierdistas que penetra la justica. A Santos no se le puede creer, porque Santos cuando no miente es porque se retracta”, dijo.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.