COMPARTE

EFE

Doce personas murieron y otras 20 resultaron heridas, tres
de ellas graves, en el atentado del martes contra un autobús de la guardia
presidencial en pleno centro de la capital de Túnez, perpetrado por un
terrorista suicida, según confirmó la presidencia del país.

En un comunicado, la presidencia precisó que el número de
víctimas mortales es de 12 y el de heridos de 20, entre ellos cuatro civiles, y
que se ha recuperado un cuerpo más que pertenece “al hombre que realizó el
ataque”.

Horas después del ataque, las primeras informaciones
apuntaban la posibilidad de que se tratara de un explosivo adosado a los bajos
del autobús e incluso de una mochila dejada al lado en la carretera, aunque
fuentes de seguridad ya indicaron a Efe la opción de un suicida.

Mientras, varias decenas de tunecinos se manifestaron este
miércoles en el centro de la capital para mostrar su rechazo al terrorismo
yihadista y defender la revolución de 2011 y la transición política, que
dijeron “sigue muy viva”.

Los congregados enarbolaron pancartas y banderas tunecinas
con la imagen de Shukri Belaid, el político de izquierdas asesinado por los
yihadistas en 2013.

La marcha, que partió del bulevar Habib Burguiba, en
dirección al lugar el atentado del martes, coincidió con el homenaje que el
secretario del Frente Nacional y amigo personal de Belaid, el diputado Hamid
Hamadi, rindió a los doce militares muertos en el atentado de ayer. 

Hamadi depositó un ramo de flores entre gritos de viva
Túnez, viva la Libertad, viva la democracia. 

El atentado del martes contra el autobús militar es el
tercero que sufre Túnez durante 2015 y supone un cambio de estrategia en los
yihadistas ya que los dos previos, en marzo y junio, en los que murieron 60
foráneos, tuvieron como objetivo turistas extranjeros. 

Y se enmarca en la lucha que las fuerzas de Seguridad
mantienen con grupos yihadistas locales que desde 2011 se refugian en la región
de Kaserin, un área montañosa de difícil acceso vecina a la frontera con Libia.

En el último mes y medio, el ministerio de Interior había
anunciado el desmantelamiento de más de una decena de presuntas células
yihadistas, el arresto de más de medio centenar de personas y la desactivación
de “un atentado inminente”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.