COMPARTE

Felícita Blanco

César Suárez (21), estudiante de segundo período de comunicación social en la Universidad Católica Santa Rosa (Ucsar), fue asesinado cuando celebraba el triunfo de la oposición en las parlamentarias. 

Suárez era el menor de tres hermanos, soltero y vivía en el Camino de Los Españoles, sector Puerta de Caracas, en La Pastora. Cuando cerraron las mesas de la Escuela Comunitaria 44 los vecinos comenzaron a festejar la primera victoria en años que logró la oposición en ese centro. 

El universitario salió en su moto Suzuki HJ, negra, acompañado por un primo y un vecino, cada uno en una moto, para comprar licor y recoger a unas muchachas. A las 10:45 p.m. iban por Los Mecedores, observaron una patrulla policial, se pusieron nerviosos, dos lograron escabullirse, al tercero lo pararon, lo requisaron y lo dejaron ir. 

Estaban arriba cuando escucharon las detonaciones, vieron que César no iba con ellos, se devolvieron y lo encontraron muerto al lado de su moto. No hubo testigos que dijeran quién le disparó una bala en un costado que lo atravesó. 

Los efectivos del Plan República que recogían el material electoral en el liceo Lino Gallardo custodiaron el cadáver hasta que llegó el Cicpc. 

Luis Díaz, un primo, dice que en las calles había poca gente, el CNE no había dado los resultados, no vieron personas armadas, no tienen idea de quien lo mató. 

El fin de semana fueron ingresados 47 cadáveres a la morgue. 

Dos muertos enuna invasión

Un hombre apodado “El Sombra”, que tiene dos meses excarcelado, mató a dos vecinos en un terreno invadido en la avenida principal de Maripérez, detrás del Parque Arístides Rojas. 

Las víctimas fueron Ebert Antonio Acosta Mejías (33), mototaxista de la línea Andrés Bello, natural de Barranquilla, Colombia, y Franklin Cuivas Rojas (34), comerciante. Unas familias tomaron ese terreno hace un año para construir. 

A las 10 de la mañana Acosta Mejías fue a tocarle la puerta “El Sombra”, quien reside en casa de su padre, le pidió que le bajara el volumen a su equipo porque su niña de tres meses no podía dormir, el hombre sacó una pistola y le dio dos tiros. Acosta murió en el Clínico Universitario. 

“El Sombra” salió de la comunidad, encontró en la entrada a Cuivas que estaba comiéndose una arepa y reparando su carro, y le dio dos tiros en la cabeza. Los vecinos temen que el hombre cometa otro homicidio porque el mismo día regresó y dijo que quería seguir matando gente. 

María Espinel, esposa de Acosta, pidió justicia. 

Víctima de un hombre celoso

Un tiro en la cabeza recibió el albañil Oswaldo Egui (24), por haber bailado con la mujer de otro hombre en una fiesta de cumpleaños en el sector El Huequito, barrio San Blas, Petare. 

El domingo a las 4:30 de la madrugada el hombre celoso se le acercó a la pareja danzante, les reclamó y los obligó a separarse. 

Cuando Egui se dirigió a la cocina a tomar sopa, el individuo le disparó en la cabeza, agarró a su mujer por los cabellos y se la llevó. 

El presunto homicida es Santander Villanueva, conocido como “Santica”, de padres colombianos.    

Gerson Colmenares (24) regresaba a las 3:40 de la madrugada de este lunes de celebrar el triunfo electoral y lo mataron a tiros cerca de su residencia, en la parte alta del barrio La Pradera, en La Vega. 

Venía a pie, desde el barrio Las Casitas. Casi siete horas estuvo el cuerpo en la vía pública y a las 10 de la mañana lo recogieron y llevaron a la morgue. 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.