Gerardo Rangel Sánchez

Familiares de misioneros valencianos ahogados en el río Sipapo, municipio Autana en el estado Amazonas, acudieron este jueves al Palacio de Justicia a exigir a los pastores José Malpica, director de la iglesia Vida Cristiana y Eliu Santiago, organizador del paseo, que asuman toda la responsabilidad de la tragedia.

Luis Fernando Sánchez, hermano de Víctor Sánchez, en compañía de Pedro Durán padre de Federick Durán tienen previsto solicitar una indemnización por la pérdida de sus seres queridos. 

Los jóvenes no contaban con los cascos y chalecos salvavidas. Tampoco estaban bajo ningún protocolo de seguridad, declaró Sánchez. “No es justo que el pastor llame a mi madre y le diga que deje eso así”, agregó.

En la Fiscalía de Carabobo les informaron que la denuncia debían realizarla en Amazonas, pero no cuentan con los recursos para movilizarse, por lo que piden ayuda y planean ir a Caracas para solicitar la intervención de la Asamblea Nacional. 

“El traslado de los cuerpos es competencia del Gobierno nacional no es justo el trato que les dieron en la morgue de Amazonas, donde no contaban ni con formol para preparar los cadáveres”, lamentó Sánchez.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.