COMPARTE

La escasez de la carne ha llevado a que las personas busquen
otras alternativas para alimentar a sus familiares. María Verónica Batista tuvo
que cambiar su dieta y dirigirse a los mercados de hortalizas asiáticas que se
realizan al aire libre.

En su caso ha sido fácil adaptarse porque siempre consumió
vegetales, solo que aumentó su favoritismo por ellos ya que los utiliza para
sustituir los alimentos que antes conseguía con facilidad.

En esto coincidió Damanso García, quien aprovecha los
domingos para ir a estos mercados y conseguir diferentes tipos de carnes. Su
gusto por éstas lo obtuvo al trabajar para personas asiáticas, quienes le han
enseñado a prepararlas.

 Evitar a los
bachaqueros y los precios de las carnes que logran conseguir son beneficios que
aprecia este consumidor al comprar en estos espacios. “Antes veías puros
asiáticos y ahora ves muchos venezolanos comprando”.

Cada hortaliza tiene una condición diferente al cocinarla.
El vendedor José Cardoza aseveró que los usuarios se acercan para preguntar
cómo se preparan  debido a la escasez de
los alimentos comunes.

Esto ha impulsado que venezolanos o árabes tengan mayor
interés por estas verduras, además de ser más económicas, la más cara
llega  a 150 bolívares mientras que el
kilo de tomates puede llegar a 400 bolívares. 

Pese a que la existencia no ha aumentado por la falta de
plaguicidas, estiman que este mes es el más riesgoso por el calor, que evita el
crecimiento de las siembras. (GEF) 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.