AFP

Las semifinales de la Copa Davis de tenis, la de Bélgica
contra Argentina en Bruselas y la de Gran Bretaña ante Australia en Glasgow,
terminaron la primera jornada este viernes con empate 1-1, con lo que el pulso
sigue emocionante y abierto antes de los duelos de dobles del sábado.

Igualdad absoluta en ambas eliminatorias y jerarquía del
ránking respetada en ambos casos, ya que los números uno de cada país en estos
cruces se impusieron a rivales situados sensiblemente por debajo en la lista
ATP.

En Bruselas, Leonardo Mayer fue el protagonista para
Argentina al ganar el segundo partido individual y devolver la igualdad a la
eliminatoria.

Los belgas se habían llevado el primer punto con la derrota
de Federico Delbonis (65º del ránking ATP) frente a David Goffin (15º) en tres
sets, por 7-5, 7-6 (7-3) y 6-3, en la pista dura de Bruselas.

En el segundo individual, Mayer (39º) derrotó a Steve Darcis
(64º) por 7-6 (7/5), 7-6 (7/1), 4-6 y 6-3.

Todo está equilibrado antes del partido de dobles del
sábado, que medirá en principio a los locales Ruben Bemelmans y Kimmer
Coppejans con los visitantes Carlos Berlocq y Diego Schwartzman.

Los argentinos, que buscan su quinta final de la Copa Davis
para tratar de aspirar a su ansiado primer título, se mantienen por lo tanto en
la carrera ante un rival que está ante una gran oportunidad de volver a la
final de esta competición por primera vez en más de un siglo, desde la única
ocasión que lo consiguieron en 1904.

En el primer partido, las cosas se habían complicado para
los argentinos.

«Él no se ha rendido nunca y fue un partido difícil,
pero conseguí terminar en tres sets porque fui fuerte mentalmente»,
comentó Goffin tras el partido contra Delbonis.

La victoria de Mayer evitó que Bélgica se pusiera con un 2-0
favorable, que hubiera complicado mucho la misión a los argentinos.

«Fue un partido complicado, pero se ganó como se pudo,
que es lo importante. Estamos 1-1, es lo que quería», declaró el
argentino.

 Murray cumple –

 En la final, belgas o argentinos se enfrentarán a Gran
Bretaña o Australia, que también van empatando 1-1 tras la primera jornada de
su semifinal, que se disputa en Glasgow.

El local Andy Murray (3º del mundo) se impuso a Thanasi
Kokkinakis (72º) en el primer partido por 6-3, 6-0 y 6-3, y luego Tomic (23º)
equilibró la eliminatoria venciendo a Dan Evans, 300º del mundo, por 6-3, 7-6
(7/2), 6-7 (4/7) y 6-4.

«Es fantástico. Un gran partido para comenzar la
eliminatoria, estoy contento por cómo lo controlé y por mi actuacion. No
concedí oportunidades a Kokkinakis con mi servicio, fui muy agresivo»,
celebró Murray tras su victoria.

«Representar a tu país es un momento de orgullo, me
encanta. Siempre doy el máximo cuando compito por mi país. Espero poder hacer
lo mismo el resto del fin de semana», añadió.

Después de su decepcionante caída en octavos del reciente US
Open, Murray recuperó la sonrisa con este buen arranque, dentro de su objetivo
de conquistar la ‘Ensaladera’ para su país, que tiene nueve títulos, pero todos
en la etapa inicial de la competición, entre 1903 y 1936.

Kokkinakis no se presentaba como un adversario muy
complicado y no tuvo opción ante el campeón olímpico.

Los británicos, en su primera semifinal de la Copa Davis en
34 años, no pudieron sin embargo dar la sorpresa con Evans ante Tomic y el
pulso se mantiene abierto, con un 1-1 provisional.

En el partido de dobles del sábado, en principio estarán los
locales Dominic Inglot y Jamie Murray contra los visitantes Lleyton Hewsitt y
Samuel Groth, aunque no es descartable que Andy Murray participe en el mismo.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.