COMPARTE


El número de almacenadoras temporales desaparecen. (Foto Noel Palencia)

Litzy Sanz Nava || lsanz@el-carabobeno.com

Con una data de operaciones que supera los cinco años, el negocio de instalar una almacenadora al margen de las normas que rigen esta actividad, se expande en torno a toda la ciudad del puerto de Puerto Cabello. En contrapartida, los depósitos denominados In-Bond, por su condición de guardar mercancías bajo un régimen temporal antes de su nacionalización, se han reducido al mínimo.

Jorge Aroca, directivo de la Cámara de Comercio local y miembro de la comunidad auxiliar de la administración aduanera, hizo la aseveración este lunes tras advertir sobre la imposibilidad de que existan almacenes de este tipo que operen al margen de las autoridades del Sistema Nacional de Servicio Nacional Integrado de Administración Aduanera y Tributaria (Seniat).

Una reducción en el ingreso neto de las importaciones privadas que para el primer cuatrimestre de este año 2014 registró una disminución de 31% con la entrega de siete mil millones de dólares para compras en el exterior, aclara los motivos para que cada día existan menos almacenes temporales. Para esta misma fecha en 2013 se registraron importaciones por el orden de 10 mi169 millones de dólares.

Ante este escenario, en su totalidad, la comunidad marítima local manifestó su preocupación al consultársele sobre esta merma en las importaciones y todas las actividades que giran en torno a este tipo de depósitos temporales.

Los Almacenes In-Bond como son conocidos en argot portuario, son sitios donde se tienen mercancías para su custodia o deposito autorizados por el Ejecutivo Nacional, según lo contemplado en el artículo 86 del Reglamento de la Ley Orgánica de Aduanas sobre los Regímenes de Nacionalización, apunta que a un almacén temporal es aquel en el cual las mercancías, a objeto de operaciones aduaneras, son depositadas provisionalmente.

“Se trata de recintos cerrados, silos, áreas cercadas o delimitadas, ubicadas dentro de las zonas primarias de la aduana, o en espacios geográficos próximos a las Oficinas Aduaneras”, señalaron algunos trabajadores aduanales.

El directivo de la CCPC, aclaró que el plazo máximo de permanencia de las mercancías bajo este régimen es de 30 días continuos, contados partir del vencimiento del plazo establecido en el artículo 30 de la Ley Orgánica de Aduana, en el artículo 87 del reglamento.

Un recorrido por los espacios destinados a la operatividad de las almacenadoras en la ciudad constató la casi nula existencia de aquellos que tienen un carácter de temporalidad para guardar una mercancía cualquiera.

En su totalidad estos escenarios están destinados a la permanencia de cargas que una vez nacionalizada, espera por una efectiva cadena logística de distribución para su traslado hacia el consignatario final. Días atrás, una denuncia publicada en El Carabobeño alertaba sobre cómo muchos de estos depósitos no reúnen los requerimientos físicos para su operatividad. La denuncia advertía sobre la ilegalidad de sus actividades al margen de un permiso otorgado por las autoridades portuarias.

Aroca aclaró que en el caso de los almacenes In-Bond, su operatividad y custodia está en manos de las autoridades aduanales. “Es impensable, asegurar que en cualquier puerto venezolano, opera un depósito temporal al margen de la ley”, sentenció.

Estatal aduanera perjudica a privados

La creación de la estatal Corporación Venezolana de Comercio Exterior (Corpovex), como agencia aduanera no es tan bien vista por algunos miembros del sector auxiliar de la administración aduanera. No al menos como la definió en sus declaraciones, Antonio Marcano, presidente de la Asociación de Aduana de Puerto Cabello (Asoduana). En su exposición el experto en aduanas aseguró que las empresas privadas de este sector no van a desaparecer pese la puesta en operatividad de Corpovex.

Negado a contravenir la opinión de Marcano y guardando las respetables distancias, Jorge Aroca como directivo de la Cámara de Comercio, admitió tener conocimiento de que a algunas empresas privadas del sector sí las perjudica la instalación de Corpovex como agencia aduanal estatal, referencia obligatoria para los importadores privados que soliciten dólares Sicad.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.