COMPARTE


La sala de observación está fuera de servicio. (Foto Andrews Abreu)

Luisa Quintero

Como una obra que descongestionaría la visita de pacientes provenientes del sur de Valencia a la Ciudad Hospitalaria Dr. Enrique Tejera (CHET), se calificó en su momento al Hospital Jesús de Nazareth de Bucaral. Han pasado tres años y nueve meses y los trabajos siguen inconclusos, aseguró Orlando Díaz, vocero de comunicación del centro asistencial.

Solo se ha terminado el 70% de las obras de este hospital. Contaría con Unidad de Cuidados Intensivos obstétricos y de adulto, 110 camas, cinco quirófanos, medicina interna, anestesiología, urología, entre otras especialidades, detalló Díaz. La maleza y falta de seguridad se han adueñado de los espacios.

Al entrar al Hospital de Bucaral se observan vidrios rotos o faltantes, basura y árboles que crecen en las grietas de la estructura. Con un aviso de “No pase, zona militarizada” se advierte a las personas para que no salgan de los límites del ambulatorio tipo I, que continúa prestando sus servicios a los habitantes de distintas comunidades de la parroquia Rafael Urdaneta.

La falta de personal e insumos ha traído como consecuencia que la prestación de servicios en el ambulatorio no sea óptima. En muchas áreas no se tiene aire acondicionado, los médicos deben abrir las ventanas para no sofocarse con el paciente, una de las salas de observación cayó en desuso y tiene las camas con sus colchones agrupados cerca de las paredes, y en los baños se guardan dos bolsas negras con urinarios y riñoneras de plástico para el paciente.

El vocero del hospital pidió a las autoridades del Ministerio de Salud que agilicen la culminación del centro de salud, pues será una fuente importante de trabajo para las personas del sector y los estudiantes de medicina que no tienen un lugar donde realizar sus años de residencia. Además, se propone al doctor César Navas, como nuevo director, pues siempre ha manifestado su interés en la culminación de la obra para el beneficio de la comunidad del sur de la ciudad.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.