(Foto Archivo)

EFE

El presidente de Fedecámaras Jorge Roig, la principal patronal venezolana, pidió al Gobierno cumplir con los convenios firmados con la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y evitar las sanciones e incluso la expulsión de este organismo que podría significar el no hacerlo.

“Si tú no cumples con esos compromisos y convenios (…), como no se está cumpliendo en Venezuela, es evidente que tú puedes acarrearte sanciones que van desde la expulsión del seno de la OIT como algunas sanciones”, sostuvo Roig en una rueda de prensa en la sede de la patronal.

Para apoyar su declaración Roig presentó las recomendaciones del último informe del Comité de Libertad Sindical presentado durante la reunión del Consejo de Administración de la OIT que tuvo lugar del 12 al 27 de marzo pasado.

En él, el comité llama “especialmente la atención” al Consejo sobre el “carácter extremadamente grave y urgente” del caso de Venezuela y expresa su “profunda preocupación” ante las “graves y diferentes formas de estigmatización e intimidación por parte de las autoridades o grupos u organizaciones bolivarianas contra Fedecámaras”.

Además “urge” al Ejecutivo venezolano a adoptar “de inmediato” acciones que “generen un clima de confianza basado en el respeto de las organizaciones empresariales y sindicales con miras a promover relaciones profesionales estables y sólidas”.

Roig indicó que esta serie de peticiones, hechas ya por la OIT durante su última visita al país, “lamentablemente” no se han llevado a cabo como, dijo, demuestra “la gravedad de la crisis que Venezuela” está pasando, con una economía que cerró en recesión y una inflación que superó el 65 % al cierre de 2014.

“Razón por la cual Venezuela, a través de mi persona y de Fedecámaras, va a seguir a una instancia superior que es ordenar el artículo 26” de la Constitución de la OIT, anunció.

Esta activación del artículo 26 titulado “Queja respecto a la aplicación de un convenio” lleva a la creación de una Comisión de encuesta “con la cual se podrían acarrear gravísimas sanciones al Gobierno venezolano por incumplir los convenios que internacionalmente ha aceptado Venezuela en esta organización”, afirmó Roig.

Aclaró que con esta solicitud “no se trata de conspirar contra el país” e informó de que la misma se realizará “durante la próxima conferencia al trabajo que se va a celebrar en Ginebra del 1 al 13 de junio”.

Señaló que en esa reunión señalarán el incumplimiento por parte de Venezuela de, entre otros, dos convenios que defienden a los “líderes sindicales cuando se expresan libremente” y la “necesidad imperiosa” que, dijo “tienen los países de tener un acceso a un diálogo tripartito para que haya un diálogo social”.

Sin embargo, comentó que “sinceramente” espera que “un Gobierno que se dice ser de los trabajadores (…) escuche a un árbitro importante internacional como es la OIT” y reiteró la disposición de Fedecámaras a dialogar con el Ejecutivo encabezado por el presidente Nicolás Maduro.

“Decir al presidente (Maduro) que una vez más ratificamos nuestra disposición a dialogar, pero no aceptamos ni la responsabilidad ni la culpabilidad que ante el pueblo venezolano se nos intenta abocar como si fuéramos los culpables de la crisis”, señaló.

Las declaraciones de Roig tienen lugar luego de que Maduro rechazara este miércoles cualquier tipo de diálogo con Fedecámaras y afirmara que esa patronal sigue “en guerra con el país y con el pueblo”, tras ordenar a sus ministros sacar de sus agendas eventuales encuentros con Roig y con directivos de las empresas que asocia ese gremio.

Maduro ha acusado en diversas ocasiones a la empresa privada y a Fedecámaras de estar detrás de una “guerra económica” en su contra que buscaría sacarlo del poder creando zozobra y malestar en la población, escondiendo y acaparando los productos que a día de hoy escasean en los anaqueles de los supermercados del país.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.