COMPARTE

Cindy Rodríguez Terán || crodriguez@el-carabobeno.com

Los conductores de la línea encargada del servicio de
transporte desde el terminal Juan José Flores hasta el poblado, denunciaron
públicamente que se sus ingresos se han reducido de manera significativa, pues
los usuarios prefieren esperar los autobuses de Transcarabobo. Hicieron un
llamado a las autoridades para paralizar el servicio.

Los pobladores rechazaron esta decisión y la catalogaron de
arbitraria. Aseguran que por primera vez no se vieron obligados a hacer colas
de tres y hasta cuatro horas para llegar a sus residencias porque los autobuses
permitían trasladar una mayor cantidad de usuarios hacia la parroquia, cuya
población ronda los dos mil 500 habitantes, según explicó Luis Robles, uno de
los afectados.

En la parada del terminal porteño a las 6 p.m se observa a
diario una larga cola de personas, quienes deben esperar por los transportes
que describen como pésimos. Retrasos en las horas de llegada, abuso con los
usuarios y el mal estado de las unidades son las quejas más repetidas entre
ellos.

Los conductores dicen que se “mueren de hambre”
porque dos unidades de Transcarabobo no los dejan cargar, pero no admiten lo
precario del servicio que ofrecen, las personas en la mañana deben bajar hasta
en camiones para llegar a tiempo sus trabajos, aseveró Robles.

Entre las medidas que tomarán los representantes de la
comunidad para solventar esta situación se encuentra una reunión con las
autoridades municipales en la cancha Los Caneyes de Patanemo a las 4­ p.m de
este martes, por lo que exhortan a todos los residentes para que asistan y
aporten sus ideas.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.