COMPARTE


Empleados ingresaron a la empresa. (Foto Archivo/Angel Chacón)

Los trabajadores de Suramericana de Soplados no se resignan a perder su estabilidad laboral. Tras conocer la medida de cierre definitivo de la empresa, al momento de asistir a sus puestos de trabajo la mañana del lunes, decidieron no abandonar la compañía. Reventaron los nuevos candados e ingresaron al lugar. Ahí se mantienen. Durante la noche pernoctan solo tres de las 23 personas que integraban la nómina de la fábrica de tanques de gasolina.

La secretaria general del sindicato, Yepzi Rodríguez, fue convocada a una reunión durante la tarde del martes en el viceministerio del Trabajo en Caracas. En el encuentro, expuso la situación de los trabajadores y aclaró que en almacén aún hay en existencia material para producir más de dos mil unidades, sin contar con los insumos que llegaron del exterior en mayo.

Esta compañía de origen brasilero establecida en Los Guayos desde hace 10 años, producía 300 tanques de gasolina cada semana. Sus clientes eran las ensambladoras de vehículos instaladas en la región. Desde septiembre de 2013, la poca fabricación de carros los afectó de forma directa, debido a que no manufacturan para el mercado de reposición.

Con este cierre, las ensambladoras que tienen entre sus planes armar mil 500 unidades cada una, antes de que cierre el 2014, tendrán una nueva traba. Ahora deben recurrir a la importación de los tanques de gasolina.

No fue una sorpresa

Pese a que los trabajadores manifestaron haberse sorprendido por el cierre de la empresa, el apoderado legal de Suramericana de Soplados, Luis Alberto Subero, expresó que no se trata de una noticia repentina. Aseguró que en asamblea realizada el 28 de julio, se les adelantó que la medida se tomaría.

Ya con nueve meses sin producir un número de unidades que les permitan cumplir con sus obligaciones laborales, mercantiles, financieras y tributarias, se ejecutó la acción.

Subero dijo que los trabajadores que se han mantenido en la compañía en acción de protesta, no han causado ningún tipo de daño a las instalaciones ni a las maquinarias, más allá de haber violentado las cadenas y cerraduras instaladas en las puertas del lugar.

La empresa no ejercerá ningún tipo de acción para desalojarlos, sus representantes se apegarán a las layes y a la decisiones que las autoridades regionales y nacionales tomen. (DB)




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.