COMPARTE

Cristhopher Borrero

El déficit de autobuses universitarios, conocidos como iguanas, de la Universidad de Carabobo (UC) es de 42%. El total de buses asciende a las 57 unidades, de las cuales solo operan unas 23 al día precisó Carlos Gutiérrez, supervisor de flota del alma máter. 

En promedio se ameritan más de 300 millones para poder poner operativas a una solo unidad colectiva estacionada, estimó Gutiérrez. Para reactivar la flota enteramente se necesitarían unos 9 mil 900 millones, cifra que casi triplica el presupuesto total de la UC para 2016. 

Desde hace dos años aproximadamente se ha agudizado la crisis automotora. En promedio cada autobús es abordado por unos 100 estudiantes en cada vuelta. Diariamente se hacen 8 viajes solo en el turno diurno, luego los viajes continúan incesantemente desde las 12 del mediodía hasta las 10:30 p.m. lo que vuelve susceptibles de fallas al transporte. 

Para las 11:20 a.m. del pasado miércoles 20 de enero se habían accidentado tres iguanas. Ese día solo habían salido 22. Tras los desperfectos apenas 19 carros se mantuvieron operativos. Las rutas que no se pudieron cubrir totalmente fueron las de El Socorro, Ciudad Alianza y San Felipe. 

Las reparaciones menores se atienden en el campus Bárbula, pero las demás son enviadas a talleres donde pueden tardar meses en conseguir los repuestos necesarios y luego entregar las unidades. El supervisor destacó que hay entre seis o siete carros en los talleres, parados por cauchos y baterías, pese a las diligencias aún no se consiguen. La mayoría de vehículos se encuentran en los talleres a la espera de reparación o piezas faltantes. 

Unos vehículos han quedado desmantelados. “Los carros viejos requieren mucho dinero para repotenciarlos. Hay carros, que deben arreglárseles desde el tendido eléctrico en adelante. Porque están en muy mal estado. Desearíamos que se consiguieran los cauchos y baterías, para por lo menos llegar a treinta carros”, sostuvo. 

Personal De Sobra

Ante la imposibilidad de poner a andar todos los vehículos hay una alta tasa de personal ocioso. No obstante el personal se mantiene presto al servicio. “Yo tengo 35 choferes a mi cargo. Pero diariamente solo saco a unos 21, quedándome unos 14 sin trabajar. A veces los roto por cada vuelta, pero darle tanta rosca al carro también lo accidenta, explicó. 

Para este año salen todos los choferes ingresados en 1990, unos 50 aproximadamente. Se conoció que para prever un eventual vacío de transportistas se ingresó el año pasado a unos 25 choferes nuevos para renovar el personal y equilibrar la pérdida. 

Rutas UC

Algunas alcaldías sostienen convenidos con la UC para aliviar las rutas de transporte, pero el requerimiento es mayor a las contribuciones. Las rutas más constantes de la universidad son las correspondientes a Güigüe, Flor Amarillo, Tinaquillo, Los Guayos, Campo Carabobo, Tocuyito, El Socorro, Lomas de Funval, Ricardo Urriera, Parque Valencia, Zona Sur, Bejuma, Miranda, Morón, Puerto Cabello, Guacara y Mariara. Solo para cubrir el centro de Valencia se disponen de cinco unidades, que en total transportan cerca de 10 mil pasajeros al día. 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.