COMPARTE

Darío Sánchez García || dsanchez@el-carabobeno.com

Vecinos de varios sectores de El Samán, en Guacara, están
desesperados por los desagradables y enfermizos olores de un abundante derrame
de aguas servidas, que empapa varias calles de las etapas 2,3,7,8,9,10,11 y 12.

“Horrible” y “espantoso” son solo dos de los calificativos
que definen la situación, de acuerdo a las emociones de los vecinos. Yoleiva
Bolívar, Wilernys Bermejo e Ylena Páez están cansadas, desesperadas y asqueadas
por las aguas que rodean sus casas.

Intentar limpiar es una opción basada en el desespero, pero
es el único remedio que tienen las vecinas para impedir que las aguas se
empocen.

Hay adultos, pero sobre todo niños, con enfermedades
respiratorias, en la piel y gastrointestinales, advirtió Thais Sequera.

El alcalde no puede desentenderse del problema. Debe
asumirlo aún si es competencia de la C.A. Hidrológica del Centro (Hidrocentro),
añadió Luis Perdomo.

El colapso de las cloacas cumplirá un mes el 8 de agosto. Es
inconcebible que 30 días no sean suficientes para que al menos uno de estos
organismo atienda el problema que debe ser declarado en emergencia, valoró
Sequera.

La alcaldía recién sustituyó un tramo de colector que estuvo
colapsado a pocos metros de este derrame. Los vecinos creen que gran parte del
sistema de cloacas de la urbanización necesita un reemplazo. 

Yoleiva Bolívar acusó a la falta de planificación en la
construcción de viviendas como causa principal del problema. 

El sistema de cloacas está sobrecargado por conexiones de
nuevas urbanizaciones. Todas fueron empalmadas a un tubo que quedó insuficiente
para soportar tantas descargas de aguas servidas, explicó.

Los vecinos aclararon que no se trata de un problema
político ni quieren que así se tomado.

Es la salud de mucha gente. Eso es lo que debe importar,
insistieron. 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.