COMPARTE


“Son víctimas emblemáticas”, dijo el sacerdote Darío Echeverry. (Foto EFE)

EFE

Un segundo grupo de doce víctimas del conflicto armado colombiano, entre ellos la excongresista Consuelo González de Perdomo, que fue rehén de las FARC durante seis años y medio, viajó hoy a La Habana para participar en la mesa de diálogo entre y el Gobierno y esa guerrilla.

Nueve de los integrantes de esta delegación son mujeres y eso “refleja una dura realidad de este conflicto armado, que las mujeres y las niñas han pagado el costo más alto”, dijo en una rueda de prensa el coordinador residente de la ONU en Colombia, Fabrizio Hochschild.

Las víctimas de esta segunda de cinco delegaciones que irán a La Habana fueron seleccionadas por una comisión formada por la ONU y el Centro de Pensamiento de la Universidad Nacional, con el apoyo de la Conferencia Episcopal Colombiana.

Hochschild agregó que con este grupo se ha buscado “dar visibilidad a los dos grandes crímenes que se cometieron en este conflicto, el del secuestro y también el de la desaparición forzada”.

También forma parte de la delegación Marleny Orjuela, miembro de la Asociación de Familiares de Policías y Militares Secuestrados por la Guerrilla (Asfamipaz), que durante años fue el rostro de los centenares de integrantes de la fuerza pública que fueron rehenes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

De este grupo, que mañana participará en una audiencia con el Gobierno y las FARC, también hace parte Marisol Garzón, hermana del humorista y crítico político Jaime Garzón, asesinado por paramilitares con la complicidad de agentes del Estado en agosto de 1999.

“Son víctimas emblemáticas”, dijo el sacerdote Darío Echeverry, quien destacó que el grupo que viajó hoy a La Habana lo hizo con “una nueva esperanza” en el futuro. Hochschild subrayó que en el grupo hay “personas de diferentes sectores sociales y poblacionales”, así como víctimas de hechos que no estaban en la primera delegación, como niños víctimas del reclutamiento forzado.

“Es un hecho sumamente grave y doloroso para una sociedad que no los pudo proteger”, anotó el representante de la ONU, Hochschild agregó que también hay en este grupo un superviviente de la explosión de minas antipersona y “de dos sectores que no figuraron en el anterior: el sindicalismo y la justicia, ambos afectados por el conflicto”.

El primer grupo de víctimas participó en la mesa de diálogo en Cuba el pasado 16 de agosto y su viaje a La Habana estuvo marcado por polémicas de sectores que no se sienten representados.

“Pedimos tolerancia y respeto por las víctimas, realmente necesitan mucho carácter para enfrentar a su victimario con la palabra, con el sufrimiento”, agregó el representante de la ONU.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.