COMPARTE


Persisten los problemas de custodia en el Hospital Prince Lara. (Foto Noel Palencia)

Litzy Sanz Nava
lsanz@el-carabobeno.com

A cinco días de que el Hospital Dr. Adolfo Prince Lara en Puerto Cabello, fuese escenario del rapto de un bebé de 27 días de nacido, este viernes, el centro asistencial amaneció con dos vigilantes para la custodia de estas instalaciones. Uno encargado de los pasillos y las puertas de ambas emergencias, y el otro atento a la taquilla de pago habilitada para cancelarle al personal sus cestatickets.

Entre lunes y jueves, solo cuatro personas custodiaban estas instalaciones por las que circulan unas 300 personas entre personal médico, enfermeras, administrativos, pacientes y familiares de los enfermos allí recluidos.

Trabajadores del HAPL confirmaron la versión, e indicaron que tras el cambio de administración del Instituto de Salud en Carabobo, de nueve funcionarios de vigilancia que diariamente velaban por el centro asistencial, ahora solo tienen cuatro, para los tres turnos. “En ocasiones no hay ninguno. Todo el mundo entra y sale como sin nada”, denunciaron pacientes como Nadia López.

Un recorrido por el centro asistencial para la consulta a pacientes y trabajadores constató la versión. El paso hacia algunas áreas del HAPL carece de control y esto hace más difícil la custodia de estos espacios para tan solo dos personas.

Este escenario de poco personal de vigilancia y seguridad ha dado paso a que tanto el director de la unidad como los dos supervisores, también cumplan funciones de custodia.

Un esfuerzo por obtener una versión oficial sobre el tema a cargo del encargado de esta dependencia fue infructuoso. Pero, el pasado lunes la directora del Prince Lara, Carolina Medina, admitió las deficiencias que registra actualmente este departamento, considerado por los usuarios como clave para el buen desempeño de las actividades en este centro asistencial.

Muchos pacientes entrevistados, agradecieron que este recinto no sea escenario de situaciones como las vividas por otros hospitales en los que bandas armadas irrumpen para despojar a pacientes y médicos de sus pertenencias para culminar algún trabajo de sicariato.

Bebé en custodia

Debido a la situación vivida con el pequeño Anyer José, aún en recuperación en el área de hospitalización pediátrica, las instrucciones de custodia a cargo de efectivos de la Policía Municipal continúan vigente.

Las visitas para el pequeño están totalmente restringidas y hacia él solo tienen acceso el personal médico, enfermeras y sus padres. Su recuperación va en franco progreso.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.