La Academia Nacional de Medicina (ANM) de Venezuela advirtió que es prudente esperar hasta tener más datos sobre las pruebas del Carvativir, el medicamento presentado el pasado 24 de enero por  Nicolás Maduro, la cual denominó como las “góticas milagrosas del doctor José Gregorio Hernández” contra la COVID-19.

Según el Ministerio de Ciencia y Tecnología de Venezuela, el Cavativir es un medicamento desarrollado a base de isotimol, un compuesto fitoquímico (producido por las plantas) presente en aceites esenciales del tomillo. Destaca que tiene una “amplia gama de efectos biológicos”: propiedades antimicrobianas, antioxidantes, antiinflamatorias y moduladoras de la respuesta inmunitaria.

“Hay una sola conclusión válida con la información que hasta ahora es del domino público: los extractos de tomillo, incluyendo muchos de los aceites esenciales derivados de esa planta, tienen el potencial terapéutico contra coronavirus; no obstante, es prudente esperar por mayores datos de las pruebas del Carvativir”, dice la nota publicada desde la CientMed, publicación electrónica de la Academia Nacional de Medicina de Venezuela.

Agregan que no se trata de algo nuevo, pues los extractos y los productos puros del tomillo tienen una larga tradición como agentes terapéuticos. El Carvativir se conoce con el nombre químico de 2-metil-5-(1-metiletil)-fenol recombinado, también llamado Carvacrol o 2-Metil-5-(1-metiletil) fenol.

Aunque Maduro anunció el domingo que el Carvativir, pasó todas las pruebas de eficacia y seguridad durante nueve meses, sin efectos secundarios o negativos, con una “poderosa” capacidad antiviral la Academia indica que algunas publicaciones preliminares señalan que ciertos mecanismos de acción de algunos aceites mostraban un potencial antiviral contra el coronavirus y la influenza, pero recalca que los venezolanos aún esperan más detalles sobre el futuro medicamento.

La Iglesia y el nombre del medicamento

Por su parte Monseñor Víctor Hugo Basabe criticó a Nicolás Maduro por usar el nombre de José Gregorio Hernández para promocionar el Carvativir. El administrador apostólico de la Arquidiócesis de Barquisimeto recordó que una característica del médico de los pobres era su rigurosidad científica.

“Al doctor José Gregorio Hernández, junto a la santidad de la vida, si algo lo caracterizó fue su rigurosidad científica. Es inmoral que Nicolás Maduro pretenda eludir la responsabilidad en la necesaria vacunación del pueblo con unas gotas de ‘no sé qué’ usando indebidamente su nombre”, escribió Basabe en Twitter sobre el Carvativir.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.