Las emisoras han tenido que lidiar constantemente con hurtos

Varios hechos delictivos ha denunciado Radio Fe y Alegría durante los últimos años. Estos actos afectan de manera negativa a la organización, que además representa una ventana informativa en Venezuela.

Tal y como reseñó el Correo del Caroní, en el presente año han sido registrados al menos ocho robos en tres de sus emisoras, ubicadas en Puerto Ordaz, El Tigre y Maturín. Dichos actos comenzaron en la capital monaguense, donde el 21 de enero fueron hurtados varios aparatos electrónicos de los talleres de capacitación.

Posteriormente, en febrero, ladrones robaron la planta de transmisión de Radio Fe y Alegría El Tigre 940 AM, más de 140 metros de cable de cobre. Luego, a principios de marzo los malhechores “se llevaron la caja de sintonía que la mantiene apagada debido a la imposibilidad de reponer los equipos”, subrayó Fe y Alegría.

El 29 de abril se llevó a cabo el siguiente hurto. De la torre de transmisión sustrajeron los pernos y tensores que permiten que se sostenga. “Ese día solo quedó sujetada por tres tensores y se hicieron las maniobras para que no cayera al suelo”, destacó el medio de comunicación.

La emisora 103.1 FM de Guayana se vio obligada a suspender su señal, debido a que se llevaron el cable de tierra que conecta al transmisor con la torre. También se han visto afectados otros medios de comunicación; por ejemplo, desde esas instalaciones también operaba Radio Pentagrama 107.3 FM. “En ese mismo hecho, el segundo en el mes, picaron otros cables de conexión y sustrajeron el aire acondicionado de la sala del transmisor y el cable de energía eléctrica”, expresaron.

Luego, la sede de Radio Fe y Alegría en el Tigre también se vio perjudicada, cuando el encargado de seguridad del sitio “se percató que se habían llevado otros tensores y la torre estaba nuevamente en peligro de caerse”.

Hurtos y destrozos

De manera más reciente, el 15 de mayo los ladrones hurtaron el aire acondicionado de la planta de transmisión. Se presume que el objetivo de esto es abrir un agujero para ingresar al lugar con mayor facilidad y robar los equipos que se encuentran adentro.

“Para Radio Fe y Alegría estas situaciones van más allá de la pérdida de equipos. Con estos robos también se silencia el derecho a la educación de miles de niños, niñas y adolescentes en el país que tienen con nosotros espacios como La Escuela en la Radio y RadioTubers para acompañar su proceso pedagógico de formación en casa”, manifestó con preocupación el medio de comunicación.

Los encargados recordaron que estos hechos se han suscitado desde el año 2017 en diversas sedes e inclusive se han visto obligados a suspender su señal en varias ocasiones. Esto se debe a las dificultades económicas para poder reponer equipos costosos, además de no tener garantías de seguridad en sus sedes y oficinas, para evitar que los ya mencionados hechos se repitan.

Con información del Correo del Caroní.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.