(Foto referencial)
COMPARTE

Amnistía Internacional acusó este martes al Gobierno de Siria de haber ahorcado en secreto hasta 13.000 personas a lo largo de cinco años en una cárcel cercana a Damasco, como parte de una “política de exterminio”.

Las personas ejecutadas entre 2011 y 2015 en la prisión de Saydnaya eran en su mayoría civiles que se oponían al régimen del presidente Bashar al Asad, afirmó la ONG defensora de los derechos humanos, a dos semanas del inicio de las negociaciones de paz de Ginebra.

El informe “Matadero humano: ahorcamientos y exterminio masivo en la prisión de Saydnaya” se basa en entrevistas con 84 testigos, incluyendo guardias, detenidos y jueces.

Esas ejecuciones constituyen crímenes de guerra y crímenes de lesa humanidad, afirmó Amnistía, la cual agrega que existen razones para creer que esta práctica perdura hasta el día de hoy.

Según el informe, al menos una vez por semana entre 2011 y 2015, se sacaba a grupos de hasta 50 personas de sus celdas para procesos arbitrarios, se les propinaban palizas y luego se les ahorcaba en plena noche, en absoluto secreto.

“Los dejaban (ahorcados) entre 10 y 15 minutos”, explicó un antiguo juez que asistió a las ejecuciones. En el caso de los más jóvenes, su peso no era suficiente para morir, los ayudantes de los verdugos tiraban de ellos hacia abajo rompiéndoles el cuello.

El informe fue difundido dos semanas antes del inicio de una nueva ronda de negociaciones en Ginebra entre el Gobierno y la oposición bajo los auspicios de la ONU para tratar de poner fin a una guerra que ha dejado mas de 310.000 muertos en casi seis años.

Amnistía Internacional había contabilizado anteriormente 17.700 personas muertas en las mazmorras del régimen desde el inicio del conflicto, en marzo de 2011. Sin embargo, la organización apunta que esa cifra no incluye a los 13.000 muertos adicionales, mencionados en el informe difundido este martes.

Miles de prisioneros están detenidos en la cárcel militar de Saydnaya, uno de los centros de detención más importantes del país, situado 30 kilómetros al norte de Damasco.

El Gobierno sirio no ha reaccionado por el momento al informe de Amnistía Internacional. La organización exhortó a la próxima cumbre de Ginebra a no ignorar los resultados de su informe y a la ONU a investigar “de inmediato” los hechos denunciados.

 

Más información por AFP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.





Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.