El departamento (provincia) de Salto, al noroeste de Uruguay se mantiene como el más afectado por las inundaciones con 1993 personas desplazadas fuera de sus viviendas. (EFE)
COMPARTE

El número de personas desplazadas de sus hogares en Uruguay a causa de las inundaciones aumentó de 3.419 a 3.475, informó hoy el Sistema Nacional de Emergencia (Sinae).

Según la última revisión de dicho organismo, del total de desplazados en el país 1.205 fueron evacuados y 2.270 autoevacuados.

El departamento (provincia) de Salto, ubicado en el noroeste de Uruguay, se mantiene como el más afectado por las inundaciones con 1993 personas desplazadas fuera de sus viviendas.

Los demás departamentos afectados son Paysandú (noroeste), donde la cantidad de desplazados se mantuvo en 1.253, y Artigas (norte), donde aumentó de 227 a 244.

A su vez, iniciaron las primeras evacuaciones en el departamento de Río Negro (suroeste) donde por el momento permanecen tres personas mayores desplazadas, dos evacuadas y una autoevacuada.

Respecto al servicio de salud, el Sinae informó en su último informe que actualmente se realizan rondas médicas diarias y se lleva adelante el monitoreo epidemiológico.

“Los servicios de agua y energía están garantizados en los lugares donde se encuentran las personas desplazadas. En cuanto a seguridad y vigilancia, en las zonas inundadas se realiza por medio de un trabajo coordinado con Policía, Prefectura y Bomberos”, indica el informe.

Autoridades del Sinae están recorriendo las zonas afectadas de Salto junto a autoridades departamentales e integrantes del Centro Coordinador de Emergencias Departamentales (CECOED) para evaluar la situación, y mañana harán lo mismo en Paysandú.

El director del Sinae, Fernando Traversa, dijo hoy a la emisora local Radio Uruguay desde la ruta de camino a Salto que este evento meteorológico, que resulta “severo” para las familias por la época del año, es de “desarrollo lento”, por lo que se prevé que dure de 15 a 20 días más con personas desplazadas.

“El fenómeno se está dando sobre la base de aguas que vienen de la cuenca alta del río Uruguay, que están llegando paulatinamente y están afectando tanto las ciudades de Bella Unión (Artigas), Salto y Paysandú”, explicó Traversa.

El funcionario señaló que, por otro lado, la lentitud del crecimiento del nivel de agua permite reducir el impacto que esta tiene sobre los bienes personales, así como los posibles riesgos personales para las personas que habitan en sitios inundables.

“No en todos los casos las familias se prestan de la misma manera, hay algunas circunstancias en las que la familia se niega a salir de la casa y termina saliendo muy tarde, pero por suerte estas han sido pocas”, aseveró Traversa.

El funcionario del Sinae indicó en ese sentido que la situación en Bella Unión y en Paysandú es distinta de la de Salto, ya que en la capital de ese departamento también se consideran evacuados quienes deciden no retirarse de la zona en la que está su vivienda y “establecen campamentos en la vía pública” en su lugar.

“Se está trabajando con todos (los actores gubernamentales y departamentales) para mejorar las condiciones porque es una inundación que nos va a llevar unos cuantos días”, destacó Traversa.

“Tenemos que ver en qué condiciones están esas familias, siendo además invierno, y en eso estamos trabajando”, agregó.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.