Centro hípico la posada del llanero.
Fotografía: Rafael Freites. en este local tuvo lugar el trágico hecho donde fue asesinado Narvàez.
COMPARTE

El pasado viernes en la noche asesinaron a dos hermanos, por presuntamente reclamar el robo de la batería del vehículo de su padre en Vigirima, municipio Guacara.

Las víctimas fueron identificadas como José Miguel Pivona (17) y Newis José Navas Pivona (22), quienes vivían de la albañilería y con ese trabajo ayudaban a su progenitor.

Familiares en la morgue relataron que al padre de los jóvenes le robaron la batería de su carro y un protector de puertas. Vecinos le informaron que los objetos supuestamente estaban en la casa de un ciudadano conocido como Manuel, así que fue a pedir que se los devolviera. Pero el hombre le contestó en tono fuerte y negó que los tuviera, por lo que el señor decidió retirarse del lugar.

Al parecer cuando se encontraba en su residencia, Manuel llegó con su hijo Bryan a reclamarle. Los hijos de la víctima de hurto decidieron interceder cuando el hombre entró a la vivienda. La madre de los muchachos contó que estaba afuera, cuando presuntamente en medio de la discusión, Manuel empujó a uno de los jóvenes que cayó al piso y allí lo sostuvo para que no se levantara. En ese momento Bryan aprovechó para dispararle con una pistola Glock e hizo lo mismo con el otro hermano. Ambos cuerpos quedaron tendidos en el piso.

A los pocos minutos habría llegado un sujeto en un carro verde que se llevó a Bryan. Su padre permaneció en el sitio hasta ser detenido por funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalisticas (Cicpc). Las autoridades desconocen el paradero del homicida.

Muerto en club

Intentar pasar un rato diferente en un club cercano a su residencia, le costó la vida a Hamilton Ulises Narváez Montenegro (27), un ciudadano colombiano que tenía pocos meses de haber llegado a Venezuela.

De acuerdo a lo narrado por sus parientes, el joven junto a su hermano, acudió el pasado viernes en la noche al centro hípico La Posada de El Llanero del barrio América en la parroquia Santa Rosa. Se sentaron y desde una mesa cercana, tres sujetos comenzaron a meterse con él en forma reiterada.

Esto colmó su paciencia de Narváez Montenegro al punto de que los conminó a pelear. Cuando los cinco hombres estaban liándose a golpes, de repente entraron al club otros diez aproximadamente y uno de ellos le disparó en la cabeza.

La víctima dejó dos niños huérfanos y a su esposa embarazada. Trabajaba como chofer en una empresa que distribuye pollos.

Otros casos

En la calle Los Morales de La Entrada, municipio Naguanagua, fueron localizados sin vida este sábado en la mañana, los cuerpos de Héctor Luis Padrón y Randy Rhamces Romero Granadillo. Se desconocen más detalles del hecho.

En un presunto enfrentamiento con la Policía de Carabobo, fue abatido en San Diego, Denis José Ortiz Loyo (20), quien se desempeñaba como jardinero.

Frente a la casa número 19 de la calle Bolívar del barrio Bolivariano de Guacara, fue hallado muerto Jesús Gregorio Peña Silva (24).

A Demerson Jesús Hernández Aponte (20) lo mataron cuando se encontraba en la vereda 3 del sector Caña Dulce del Central Tacarigua, municipio Carlos Arvelo.

Familiares en Morgue de Valencia.
Fotografía: Rafael Freites. Familiares en morgue esperan la entrega de los cuerpos de sus parientes.

En un presunto enfrentamiento con uniformados de la Policía Nacional Boliviariana, fue ultimado un ciudadano que presuntamente había robado un vehículo. El hecho ocurrió este sábado a las 3:30 p.m en la avenida principal de Colinas de Guacamaya.

Según se conoció, dos hombres iban en un corsa vino tinto placas AEW45S, que había sido reportado como robado. Unos policías le dieron la voz de alto, pero los individuos aceleraron, iniciándose una persecución hasta que comenzó el enfrentamiento que dejó a uno de los ocupantes del vehículo muerto. Otro que resultó herido, escapó.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.





Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.