(Foto AFP)
COMPARTE

El recientemente ordenado cardenal, Baltazar Enrique Porras Cardozo ofreció su primera misa como purpurado en su arquidiócesis, acompañado de miles de feligreses del estado Mérida y de otras ciudades del país.

A la celebración eucarística asistieron el nuncio apostólico en Venezuela, Aldo Giordano, y el obispo auxiliar de Caracas, Trino Fernández, en representación del arzobispo de Caracas, cardenal Jorge Urosa Savino, entre otros obispos, sacerdotes, seminaristas y religiosos venezolanos.

En la homilía, leída por monseñor Fernández, este reconoció la entereza y valentía del cardenal Porras en los difíciles momentos que vive la democracia venezolana, cuando ha asumido como suyo el clamor de la mayoría de los venezolanos.

Asimismo, destacó el trabajo pastoral que el cardenal Porras ha desarrollado a lo largo de toda su vida sacerdotal y como defensor de los más necesitados, lo que lo ha convertido en una referencia de entrega a la Iglesia católica.

Por su parte, -el también el arzobispo de Mérida- Porras pidió al nuncio apostólico, Aldo Giordano, que le dijera al papa Francisco que el pueblo venezolano tiene la fe, la esperanza, la alegría y la constancia necesarios para hacer valer la paz y la concordia por encima del odio y la violencia.

Se dirigió a los miles de asistentes para recalcar la necesidad de la unión ante los problemas que vive el país: “Estemos juntos y hagamos las cosas de manera noble y sigamos preparándonos permanentemente para enfrentarnos a las situaciones de la vida. No nos dejemos llevar por cualquier mensaje o cantos de sirena. Y desde la fe debemos recordar que hemos sido edificados de piedra y no de arena, para así poder servir a los más pobres”.

Hizo referencia particular a las tragedias naturales, como la que afecta a la población de Timotes, y llamó a que se les ayude y no se les desampare.

La misa se realizó en el estadio del núcleo Pedro Rincón Gutiérrez de la Universidad de los Andes, donde el nuevo cardenal recibió muestras de cariño de parte de mujeres y hombres, jóvenes y niños que participaron en la celebración eclesiástica.

Se conoció que la ausencia del cardenal Jorge Urosa Savino se debió a problemas de salud.

El Nacional




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.