Cambio de sede escuela Armando Reverón
Foto Francis Tineo

Los representantes del colegio Armando Reverón de Naguanagua rechazaron el cambio de sede previsto para diciembre hacia la escuela Maribel Caballero de Tirado en Los Guayabitos, que afectaría a unas 300 personas.

Desde hace 20 años la institución funciona en una casa alquilada en La Begoña, cuya renta ha estado a cargo de la Secretaría de Educación, pero al aumentar el monto del alquiler de cinco millones de bolívares a cuarenta millones, el órgano público alegó que no cuenta con los recursos para costear el incremento.

Yaqueline Bolívar, miembro del consejo educativo del Armando Reverón, indicó que el plantel dispone de un terreno para la construcción de una sede propia en La Granja. La obra fue prometida hace 17 años, pero, hasta la fecha, el lugar no cuenta con el primer bloque.

Inseguridad e inundaciones

El desalojo forzado afectaría a más de 300 personas, incluidos el personal docente, administrativo y los niños de preescolar y primaria. De acuerdo con un comunicado del consejo educativo, la principal preocupación de los representantes es la inseguridad y las inminentes inundaciones.

“El mayor riesgo es el robo, porque es un lugar muy solo. Yo mismo fui víctima en tres ocasiones”, advirtió Ángel Wadskir, cuya hija antes estudiaba en la escuela Maribel Caballero.

Los padres y representantes se oponen al cambio de sede. Foto Francis Tineo

Los aguaceros sumarían otra amenaza para los pequeños. El agua puede alcanzar hasta el metro de altura exponiendo a los alumnos y profesores a enfermedades. “En las cercanías hay un caño del rió Cabriales y cuando llueve los niños hasta corren el riesgo de ahogarse”.

“No queremos que se vayan”

Los maestros y el personal administrativo se negaron a dar declaraciones por miedo a represalias del Ministerio de Educación. Sin embargo, los padres manifestaron su temor por las decisiones que puedan tomar los docentes con el cambio de sede. “Sabemos están renunciando, pero son buenos profesores y queremos que nuestros sigan teniendo una educación de calidad. No queremos que se vayan”, suplicó Vanessa Espinoza, madre de dos estudiantes.

Llamado al Gobierno 

El paso 21 de octubre el consejo habría realizado la primera reunión dónde levantaron una solicitud que fue recibida por Aracelis Bravo, supervisora sectorial de la Secretaria de Educación en Carabobo. Pero los representantes dudan que su llamado haya sido verdaderamente atendido. “No trajo nada, ningún oficio, sólo nos notificó que debíamos desalojar”, explicó Freddy Rodríguez.

Los padres exhortaron al Gobierno Nacional a tomar cartas en el asunto. “El llamado es al presidente Nicolás Maduro, para que se aboque a la construcción de nuestra escuela”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.