Personas esperan por la presentación de sus familiares ante el Tribunal Militar. (Foto: Cortesía)
COMPARTE

El cansancio en el rostro de María Gutiérrez* es evidente. Desde ayer se mantiene en las adyacencias del Core 2 en la Isabelica esperando por la presentación de sus sobrinos en el Tribunal Militar instalado en el recinto. Los acusan de guarimberos.

Son dos jóvenes que trasladaron desde Puerto Cabello por presuntamente estar implicados en protestas este viernes. La familia comparte otro lado de la historia. “Fueron agarrados porque tenían que culpar a alguien, ellos no estaban en guarimbas”

Los muchachos habían estado tramitando una referencia comercial en el banco Banesco de La Concordia en Puerto Cabello. Trabajan para la empresa de Gutiérrez en la calle Anzoátegui. A pocas cuadras del comercio fueron detenidos por una patrulla de la Policía Municipal.

Con dolor en su tono de voz comentó que los funcionarios policiales golpearon a sus sobrinos desde que fueron detenidos en la calle Anzoátegui hasta que los trasladaron a Valencia.

A pesar de los golpes no recibieron atención médica mientras estuvieron en el Destacamento 25 de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB).

Ya son casi 24 horas que Gutiérrez y su familia se mantienen en las adyacencias del Coredos sin conocer el momento que serán presentados, pues ellos no son los únicos que aguardan por la decisión del Tribunal Militar, son al menos 70 personas a la espera.

Este caso se repite en Claudia Oropeza*. Su hijo fue detenido en Naguanagua y es acusado de guarimbero.

La madre alega que su hijo no estaba protestando ni trancando calles. En su residencia no hay puestos de estacionamiento por lo cual guardaba su camioneta en uno pago. Al salir del lugar caminaba a su apartamento y fue apresado por la GNB. “Toda forma parte de un show, pero muchos de los que están detenidos en el Coredos son inocentes de los cargos”.

Su hijo iba acompañado de otro compañero. Ambos fueron privados de libertad por los efectivos que, según Oropeza, sembraron pruebas falsas.

El sol no es clemente con las personas que buscan algo de sombra en los pocos árboles cercanos al Coredos. Es normal ver rostros cansados y de tristeza, aguardan a que un militar informe quién será el próximo a ser presentando ante el tribunal.

*Nombre ficticio para proteger la identidad de los familiares




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.