Los casos de coronavirus llegados desde el exterior siguen al alza en China, por lo que ha decidido adoptar medidas más estrictas en las aduanas así como desviar desde hoy los vuelos con destino Pekín hacia otras doce ciudades del país asiático.

En las últimas 24 horas, China detectó 39 nuevos casos en viajeros llegados al país desde otros focos mundiales de la pandemia, una cifra sin embargo menor que la registrada el domingo, cuando se alcanzó un récord de 45 contagios de este tipo.

Asimismo, después de cortar ayer con un nuevo contagio local una racha de tres días sin diagnosticar ninguno, el país asiático volvió a colocar un cero en este casillero, según los datos ofrecidos hoy por la Comisión Nacional de Sanidad china.

El organismo también informó hoy de que el número de fallecimientos por la neumonía COVID-19, causada por el coronavirus SARS-CoV-2, fue de 9 personas, lo que supone el quinto día consecutivo en el que esta estadística queda en un solo dígito.

Además, todos los decesos se produjeron en la provincia centro-oriental de Hubei y, en concreto, en su capital, Wuhan, de unos 11 millones de habitantes y epicentro del brote.

No obstante, ni Hubei ni Wuhan registraron nuevas infecciones por quinto día consecutivo, según la comisión.

La cuarentena llega a las aduanas

El miedo a que los casos importados desencadenen una nueva oleada de contagios llevó ayer a la Administración de Aviación Civil china a anunciar que, a partir de hoy, todos los vuelos internacionales con destino Pekín deberán primero desviarse a uno de otros doce aeropuertos en otras ciudades.

A su llegada, los pasajeros serán sometidos a controles de salud antes de poder continuar su viaje a la capital.

“Los pasajeros deberían pensárselo dos veces antes de elegir vuelos que hagan escala en Pekín”, afirmó hoy el funcionario Liu Haitao de la Administración Nacional de Inmigración de China, que instó a los viajeros que hagan tránsito en la capital china a que reserven “tiempo suficiente” para no perder sus vuelos.

También la Administración General de Aduanas anunció hoy medidas más estrictas que incluyen la desinfección de vehículos y cuarentenas en los puertos para las personas que entren al país.

Según informó el funcionario Song Yueqian de este organismo, las aduanas van a emitir avisos para países y regiones que requieran de “prevención y control” para ingresar en los puertos chinos.

Shanghai baja el nivel de alerta, Hong Kong aumenta cuarentena

Mientras, la ciudad de Shanghái redujo hoy su nivel de respuesta a emergencias del primer nivel al segundo, con lo que en este momento solo las provincias de Hubei y Hebei, así como las ciudades de Tianjin y Pekín, mantienen el máximo grado de alerta.

Pero la urbe financiera ordena desde hoy a los que lleguen desde cualquier país que se sometan a pruebas de ácido nucleico para comprobar si han contraído el coronavirus, recoge la agencia estatal Xinhua.

Por su parte, el Gobierno de Hong Kong decidió hoy prohibir la entrada de todas las personas que no sean residentes en el territorio durante los próximos 14 días debido a un repunte de los llamados casos importados.

En una rueda de prensa, la jefa del Ejecutivo local, Carrie Lam, dijo que también se impedirán las escalas aéreas en Hong Kong, por lo que la medida de prevención de la propagación del virus SARS-CoV-2 se les aplicará igualmente a aquellos pasajeros de cualquier nacionalidad que recalen en Hong Kong con destino final en otro aeropuerto.

Tampoco podrán acceder a Hong Kong aquellos no residentes en la excolonia británica con pasaporte de Macao, Taiwán o China continental que hayan estado en otros países en los últimos 14 días.

El Gobierno de Hong Kong detalló que, desde el inicio de la epidemia hasta las 16.00 hora local (08.00 hora GMT) del domingo, 318 personas habían sido diagnosticadas con coronavirus en la ciudad semiautónoma, de las cuales cuatro han muerto de la resultante neumonía COVID-19.

De esta forma, y sumando las anteriores restricciones en vigor, toda persona que cumpla con los requisitos para poder acceder a Hong Kong a partir de la citada fecha deberá someterse a una cuarentena de 14 días para observar si presenta síntomas de contagio.

El número total de infectados diagnosticados en China desde el inicio de la pandemia es de 81.093, entre los que han perecido 3.270 personas.

También se ha dado de alta a 72.703 personas tras haber superado con éxito la enfermedad, por lo que la cifra de contagiados activos en el país asiático es de 5.120, de los cuales 1.749 se encuentran en estado grave (1.699 de ellos en Wuhan).

Hasta la fecha se ha realizado seguimiento médico a 688.993 contactos cercanos con infectados, de los cuales 10.701 continúan en observación, y de ellos, 136 serían casos sospechosos de haberse contagiado del coronavirus SARS-CoV-2.

El pasado día 12, el Gobierno chino declaró que el pico de transmisiones había llegado a su fin en el país asiático, aunque desde entonces la estadística la han protagonizado los llamados casos “importados”




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.