Foto: AFP

Los campeones de Colombia y Brasil dividieron honores en su estreno en la Copa Libertadores-2018. Millonarios y Corinthians igualaron sin goles en Bogotá, en un digno encuentro del torneo más importante de América.

Cada equipo tuvo un tiempo de protagonismo, pero el resultado dejó amargura en el paladar de los ‘embajadores’, que pudieron dar un golpe de autoridad en el Grupo 7 ante uno de los favoritos del campeonato.

Los dirigidos a la distancia por el argentino Miguel Ángel Russo, internado en una clínica bogotana por una infección tras una operación de un cáncer y reemplazado en la raya por su asistente Hugo Gottardi, le sostuvieron la mirada a los brasileños.

Sin complejos, los locales disputaron un partido frente a los aplicados hombres de Fabio Carille que sembraron una igualdad que en un futuro, por la dureza del cuadrangular, puede resultar en la siembra de una cosecha de nombre octavos de final.

Dos de las tantas máximas del fútbol sostienen que en la pasión de multitudes no existen mérito ni justicia. Si así fuera, los locales se debieron haber ido adelante en el primer tiempo ante un Corinthians que dosificaba el oxígeno en los 2.600 metros de altitud de Bogotá.

Los ‘embajadores’ encerraron a su rival en su cancha. Ejecutaron una presión que impidió a los brasileños salir jugando y utilizar una de sus armas predilectas: lanzamientos largos hacia sus hombres en punta.

Además, fueron fieles al ADN impregnado por el convaleciente Russo. Se apoderaron de las bandas con hombres rápidos y desequilibrantes como Eliser Quiñones y Cristian Huérfano, apoyados por sus laterales Jair Palacios y Felipe Banguero.

No obstante, su superioridad no se tradujo en opciones de gol sino hasta entrada la parte final de los primeros 45 minutos. Incluso, a los 31, pudieron venirse abajo en una sacudida del ‘Timao’, que finalizó en un remate del paraguayo Ángel Romero que controló sin problemas el venezolano Wilker Faríñez.

La repetitiva fórmula de abrir el campo y centrar el balón -la mayoría de veces sin un receptor claro- por poco le da una justa ventaja a Millonarios.

Banguero, en el minuto 35, apuntó el balón a la cabeza del ariete Ayron del Valle, quien la peinó y habilitó a Huérfano. El juvenil remató con su pierna menos hábil y la pelota se fue desviada.

La receta se repitió ocho minutos más tarde: el talentoso David Silva cobró una falta. El esférico halló al uruguayo Matías de los Santos, que metió un testazo que rechazó Cássio. Sesenta segundos después, casi en un déjà vu, Silva habilitó al goleador azul, pero la cabeza de este no apuntó la mira y le perdonó la vida a los visitantes.

 Sacudida brasileña

El aire que habían reservado los paulistas lo expulsaron a la par de que el ecuatoriano Roddy Zambrano dio el pitazo para la parte complementaria.

Los brasileños subieron las líneas, tomaron la iniciativa y ensuciaron los guantes de Faríñez. En el 46, el punzante Fagner metió un centro que se adentraba en el arco y que despejó el portero de la vinotinto.

Quince minutos después, el travesaño del pórtico norte de El Campín hizo eco. Cobro de tiro de esquina. El balón cayó en Henrique. El central giró, pero su derechazo se estrelló con el palo.

El hipotético gol hubiera sido la igualdad. Pues en el 51, Huérfano despilfarró la más clara de Millonarios. Dentro del área, Silva bajó la pelota con el pecho y lo habilitó con el tacón. Al bogotano se le fue desviado el tiro ante un impotente Cássio.

Salvo un latigazo de Jadson que se fue cerca del poste derecho del portero local, faltando un cuarto de hora para el final, el debut de ambos cuadros entró en letargo.

El que había sido un partido limpio se convirtió en disputa: seis amonestados, tres por bando. Aproximaciones sin riesgo y un Millonarios que vio como el favorito Corinthians le robaba dos puntos en un grupo en el que se avizora que las ventajas en casa se pagarán caro.

Los azules ahora deberán pensar en el 15 de marzo, cuando visitarán a Independiente de Argentina, mientras que los paulistas recibirán el 14 del mismo mes al Deportivo Lara de Venezuela.

Lara e Independiente se enfrentarán este jueves en territorio venezolano.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.