(Foto AFP)
COMPARTE

El incremento del dólar paralelo que ha obligado a los comerciantes a reconsiderar los precios y las constantes fiscalizaciones de la Superintendencia de Precios Justos (SUNDDE) anuncian un 2017 difícil para el comercio.

Franco Cafoncelli, director de Consecomercio, señala que los empresarios sienten incertidumbre ante el venidero año. “El mensaje es que aquí no se salva nadie, que no hay Estado de derecho”.

Cafoncelli aseguró que a todos los comerciantes los afecta por igual.  “No sabemos quiénes van a aguantar hasta enero”, a su juicio lo que viven las empresas en este momento será insignificante comparado a lo que podría avecinarse el próximo año si no se genera un cambio.

En este sentido, criticó la falta de una forma lícita de adquisición de divisas para el sector privado. “¿Quiénes son los que reciben dólares a Bs. 10?, siempre nos preguntamos en las cámaras”. El escenario empeora los altos niveles de desabastecimiento y escasez registrados en el país y resta cada día más puestos de trabajo.

Para solventar la situación, los miembros de Consecomercio proponen la eliminación de controles, un mecanismo que no ven posible durante esta gestión, pues en reiteradas ocasiones han puesto la posible solución sobre la mesa y en todas, han sido ignorados.

La verdad




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.